La Revista

Citation
La Revista

Material Information

Title:
La Revista
Place of Publication:
Ybor City, Tampa, Florida
Publisher:
La Revista
Publication Date:
Language:
Spanish
Physical Description:
v. : ill. ; 31 cm.

Subjects

Subjects / Keywords:
Hispanic Americans -- Periodicals -- Florida -- Tampa ( lcsh )
Periodicals -- Tampa (Fla.) ( lcsh )
Genre:
serial ( sobekcm )

Notes

General Note:
Title from cover. "Semanario de literatura, ciencias, artes y sport" (varies).

Record Information

Source Institution:
University of South Florida
Holding Location:
University of South Florida
Rights Management:
All applicable rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier:
023596178 ( ALEPH )
53132764 ( OCLC )
R19-00059 ( USFLDC DOI )
r19.59 ( USFLDC Handle )

USFLDC Membership

Aggregations:
Added automatically
La Revista

Postcard Information

Format:
serial

Downloads

This item has the following downloads:


Full Text

PAGE 1

.A:!o II. Noviembre 20 de 1904. Nt. 39. LA REVISTA. -SEMANARIO HISPANO CUBANO.-'.1 DIRECTOR: ll .M. Ybor REDACOON Y ADMINISTRACION: 9. Ave. t520. Telef. Bell, 852. Correos; Box. n. 7 de Ybor Cty. CONDICIONES D E LA P UBLICACIO N Esta R eviSTA se public a r los Domingos. Se admite n tod a clas e d e t r a b a jos, s iempr e q ; e no conte ngan a t aques p e rson a les, mezquin s desaho g o s contra institucione s s ocieclade>. No ;e publicarn los escritos que carezcan de firma respons ,ble. La Direcci"n deja los autores la i dad de las up1n i o nes q ue emitan en sus escritos. L o s t.rab:t jos n o firmados q u e se pub liquen de la e sclu s i va resp o n sabilidad d e l a Redaccin pago de anuncios, comunicados av:sos, e t c se har por adelanta do. PREOIOS Dii: SUSCRIPCION Y ANUNCIOS. l Por un mls, en Tampa. $ o 30 P o r un tri n es tre e n id. o 85 N mer o suelto, corriente ..... ro J1 Nmeros atrasados. 15 F uera de la localime ,d t les ,on dere h o al nmero. I so Prof e s ionales, i d id. I 1 \ E l de los anu nc iuHe entiende p o r un mes y s i la in setcin f ttera por ms tie mpo ms d e u n espacio se har el o portuno d escuento. Anuncio s extra 01dinarios, previ o a rreglo. Gomo mue re la esperan?a en la vida. Per o en el m oment o e n que llega l a descs peraci6n, cuando l a esperan za m uere, es con frcct .encia e l m o mento e n q u e e l xit o est ms prximo, si solamenle s aber lo E \ N un sentido por l o m e n o s, los m e j ores ao s d e l a vida so n los primeros. L a infancia es l a erla d d e l genio y d e l a espP r anza. T odv e n e l mundo parece nuevo, tod o p a rece bueno, todo p ate c e posible Se con v erdad y no puede repetirse demasiado todo nio es hastacierto pun to un g e ni o todo g e nio e s en ci erto modo un nio." E l ni o es un porque es original, porque el d esarro llo y la actividad de su cere bro son en proporcin su fuerza porque l lo v todo en su nueva y original luz El genio es. un nio. en e l sentido de que ha conservado su entusiasmo tempra no, h a conserva do e l poder de v e r las cos a s con nueva vista, el pod e r d e imaginar, de creer y de crear. ... .. 1 La cosa ms triste en el mundo es, el cambio gradual en la apreciacin d e l a vida que experimentan millones y millones, la gran mayora de nosotros. Empezamos como nios con firme creencia en el porvenir y sus posibilidad eA. Los aos que pasan nos roban una una nuestras esperanzas, ambiciones y propsitos Casi todos los hombres de 40 aos miran hacia atrs los aos, como otros tantos pe contra los cuales han sido destruidas sus brillantes esperanzas. Las posibilidades que parecan ilimitadas se van estrechando hacia una rutina de fue r tes trabajos, con pocas esperanzas de adelanto. La mente que era todo expansin, se vuel. ve lnguida, contraida y casi desesperanzada. De diferentes maneras pero con los mismos resultados, la gran mayora de los seres humanos v s1:mergindose gradualmente en un estado libre de toda ambicin r eal. Algunos culpamos nuestra suerte; la gran mayora dejamos de culparnos nosotros mismos. Muchos encuentran en la disipacin temporal y penosa, cura pura su esperanza :. ..

PAGE 2

. i 1 1 1 1 : ; LA REVISTA desengaMda. Algunos se conforman tristes y humildes pensando que no est en ellos el pode1 ir adelante. + Son estos ltimos, los humildes de inteligenda que los 30, 40 50 aos' abando nan sus esperanzas de xito quienes especialmente nos dirigimos. Nosotros desearamos que hubiese algn poder que pudiese convencer los hombres que nunca es demasiado tarde para el xito, y especialmente que la edad en que lamayor parte abandonan la esperanza, es aquella en que esa esperanza es ms probable que se realice Todos sufl'imos locos por el deseo de un xito temprano. Todos sentimos que nuestras meras esperanzas, nuestros meros deseos, deban de asegurarnos el xito. No comprendem o s que la esperanza y la ambicin solo pueden actuar como gua y estimulante. No nos c onvencemos que solamente el tiempo y largos esfuerzos pueden hacer nuestros sueos realidades. Conocen Vds. hombre de todos los hombres en la histoda, cuyo ejemplo debe ani mar a l de apocado espritu y desengaado de 40 45 aos? Ese hombre es el General Grant. La vida del Ganeral GL'ant debe animar A todo hombre desengaado; debe hacer los despreciados, los fallos de xito y basta los borrachos, tener corazn. El G ,meral Grant antes que el mundo lo conociese estaba desanimado. Haba fracasalln en todo lo que se haba propuesto, y el General Grant antes de entrar en el Ejrcito para pelt'::u por su patria y adquirir fama para s mismo, era despreciado. Hombres que lo c o n o c. u d esde haca aos, cruzaban la calle para evitar encontrarlo y prestarle pequeas suma s .Je dine ro. U n pariente suyo que le di un humilde empleo, casi sin paga, vi que n o v a la l a p ena de mante n e rlo. El Gt>ueral Grant estaba desengaado, abandonado por sus 1\migos y era un borracho, adelantado ya en aos, antes que la ms pequey seal de xito se le presenta se Conta r l a s t empranns debilidarles y desventuras de un gran hombre, no pueden lastimar s u memori a l o que hacen es aadir brillo su xito. El h ombre que s e ab1e paso de la bebida y de la desventura, vale ms que aquel cuyo camino ha sido allanado desde el principio. Cuntos hombres vern esta pgina que deben aprender una leccin de la historia de ?Cuntos c o n la ambicin rota y la esperanza muerta, estn en muchas mejores condiciones que l cuando se abri camino desde lo ms bajo hasta lo ms alto? Posea una cualidad la cual di expre10in cuando dijo; ''que bada una cosa que se h a b a propuesto aunque le llevase todo el verano. Si la determinacin se hubiese desarro liado antes eu l, si hubiera empezado ante s p elear la cosa" con trabajo p ersistente y c o u t es n propio, nunc a hubiera sido el desventurado borracho del pueblo. No fu muy tarde para recogerse s mismo ni para l evantarse y redimir el pasado; porqu h a de ser muy tarde para V. cualquier amigo desengaado quien pueda enseade estas lneas? N 0 todo desv enturado puede hacerstl Preside'nte y un gran General, pero 8 i puede parar de quejarse y trabajar. El trabajo rudo ms que otra cosa, fu lo que hizo un xito del General Grant; la de terminacin y el apego enseado por Grant, que le gan la aprobacin y el soporte del Presidento Lincoln, ganar la aprobacin y soporte para todo hombre en cualquier ramo eu que trabaje. Lo primero es c omprender que el mundo quiere trabajo, quiere esfuerzcs vivos, ale gres y determinados: n o quiere murmuraciones, refunfuos ni desengaos. Al hombre que est hundido y prximo desesperarse, _que determine empazar su vida otra vez de nue vo ; que se proponga ri. apreiar lo que recibe y no murmurar de la

PAGE 3

LA REVIS"l'A illil 1 suerte porque haya dejado de realizar sueos iufantiles sin esfuerzo de hombre. Los hom. bres deben .que ios 40, 45 aos ms tarde, es cuando se le presentan las mejo. res s1 estn hechos del verdadero material. No hay mejor edad para recibir una educacin firme, que los 40 aos y si la hay me jor, es despus y no antes. No se amolde la desventura ni ceda porque el mundo no haya venido hacia V.: levntese y vaya detrs de l: dgase s mismo lo que Grant, el desventurado borracho hizo en gran escala, y trate de hacerlo por lo menos en pequeo. ; i 1 ifil Puede V. estar seguro que en este mundo donde hay tan poca determinacin real y tan poca fuerza de voluntad, puede V. abrirse paso y redimir los ms obscuros desengaos y desventuras, si quiere. [Traduccin ] Papel moneda en abundancia DEPRECIACIN. Exposicin de las ventajas del Crdito Mtuo POR ALFREDO B. VVESTROP, ph.D. Continuacin. En otras palabras: el que toma lH-s mercancas plazo, hace uso de capital ageno; supuesto que dichas mercancas constitu yen parte del capital del que las vendi. Las mercancas nunca sop cr dito; sino como la moneda me tli ca, siempre son 'efectivo". El c r dito es aquello que no tie ne vn lor en s, como sucede con la moneda de papel. EstR distincin es de trans cedental importancia, como ve r e mo s luego. Si en lugar de JUer cancas, el individuo firma obtiene dinero prestado, tambin hay que clasificar ese hecho co mo el
PAGE 4

LA REVlSTA LOS ESPECIFICOS. El boticario D Lino, parece tan formal y tan honrado y tan fino, es e l hombre ms ladino d e toda la capital. Sabiendo que mucha gente e n la botica de enfrente compraba 11na medrdna que e r a un remedio excelente usado e u la "tos ferina", sin mttldita l u s e dijoo un da: C a nario! hombre hAce un fortunn. ,No soy tambin boticario? Pues : explotar el filn! Y con inte ncin artera, y no como hombr e den tfico, sino de mala manera, hizo un c ualqui era con honores de ... -' Antiferin o probado.,. E so as, bie n pt esentadl. eon su frasco y con su estuche. Si dura l a "coqneluche'' es negvco asegurado. A jaj! Perfectamente! Oye (d ij o a l dependiente}. Maana mismo ;a ,-enta. Ver.is como se revietJta el boticario de enfrente. -Ay, seor! Usted no sabe ... -Q.!.1e la cosa es mur grave. La "tos f erina" declina, y no habiendo "tos ferina'' se va perder e l jarabe. -Hombre, por poco. te inquietas. Este jarab e dar, de fijo, muc has pesetas. Toda la c uesti n est:F e n cambia r las. : j : : 1 Teniendo ese estante lleno., fuera una prdida ocio sa. Q,ye no ha y "tos feri na"? Bueno l Pnes como eso no es veneno. senir para otra cosa. -Cmo! Ya Jo pensar! Seor L. -Sois unos babiecas. lA qu lo dedicar? Cllate! Ya lo encontr! Especial! .... en las ''jaquecas! Esas, por fortuna, aqu abundan siempre. -Eso s. -Pues ya se arregl el asunto. Mandar imprimir al punto tas etiquetas as: "EL JARABE MILAGROSO del doctor don Lioo U rosas. Especfico precioso en las jaquecas biliosas 6 d e carcter nervioso."' Creers, querido lector, que tuvo doo Lino un fiasco? Pues Tend'e que es un horrer! Y se gana el buen seor medio duro en cada frasco! 'Ese es un bribn!" dirs. Es claro! Va su interes. Pero tu ignoras quizs que en este asunto hay quien es ms bribn que l, !mucho ms! Quin? El doctor que ha firmado con cinismo escandaloso, que en !.as le ha dado excelente resultad2 el "jarabe milagroso" L .. 'Vital .11. za. dPOETA ... ? .!1 una hermosa. Poeta quisiera y en dulce canto, Tu virtud y belleza engalanar Con flor es de mi estro, perotanto ...... No he llegado jams imaginar. N i hesoado tal vez, en. la De poder dar mi a lma ese consuelo; E s a gt".tcia especial tan solo alcanza Aquel que tiene inspiracin del Cielo. Si en mis horas de triste arrobamiento Del dios Apolo tal favor lograra, Cmo entonces, la voz del sentimiento En dulces n9tas hasta t llegara! Como entonces, la ausencia no pondda Diques al corazn y tus odos, El aura de la noche llevara, En cancin armoniosa sus gemidos! MERECE PLACEMES. El proyecto ideado recientemente por los miembros del "Crculo Cubano", de construir un edificio propio, se encuentra ya en vas de xito. Hemos sabido de Ja compra del magnfico terreno calfe 14, esquina la 10. avenida, como as mismo estar y a en manos de la inteligente y activa Comi sin Gestora, lo s planos del edi ficio, que ser de dos pisos y de ladrillo. Nosotros, entendemos que es un deber moral de todos los con terrneos prestar su ms decidi do apoyo moral y material esa obra que tanto habr de honrar la Colonia Cubana, hacindo nos as acreedores la cordial y desinteresada cooperacin, que habremos de agradecer, de los estraos. Nuestro aplauso, pues, los miembros del CmcuLo, su ilig na Directiva y su incansah' Comisin GestoYat ,,. Tambin t>Et a s .. cit-dad Cl--]t"' bra Junta General e xtrn.ordii"" l'ia el da 24 de l0s ,., t u te!> p n ra la que se cita a todos sus miembros, pues ban de tratarse asuntos de inters, relacionados con el proyecto del nuevo edi ficio LLE
PAGE 5

que llega ser escaln para el cri men, cuando se desarrollan en el cerebro del hombre los efectos del alcohl. Hoy, coel suero preparado por los reputados Dres. cubanos Acosta y Daz, ya no puede alegarse la im' posibilidad de desterrar el vicio : ya no puede decir s e por algunos que prefieren seguir bebiendo, antes que tomar las pcimas y determina dos brevajes que se aplicaban, los cuales, (segn ellos) les producan horribles fatigas., sin llegarse la desead a solucin. Ya es un hecho probado, la cura de tan terrible vicio, sin sufrimien tos para el que lo posea. Se aplica el procedimiento por medio de pequeas inyecciones suero anti etlico, siendo suficiente tres cuatro inyecciones para que el bebedor adquiera repugnancia la bebida y el vicio. Sabemos que este suero lo ha re cibido el Dr. Avellanal y lo reco mendamos las personas que con vencindose de que "el alcohl es el mnstruo insaciable que ms vctin rlevora en el Universo", quie '" r"e libres del vicio, sin mor tificnc i o nes. Mi entras mfts casados baya hahr menos crmenes.-Voltai rc. +.r La sangre no se lava con sangre, sino con lgrimas.-Victor Hugo, Todas las mujeres son amables fuera de casa.-Publio Siro. Si el error tiene madre, sta es indudablemente la rutina.-Za makhschari. U na de las mejores pruebas que aqui en Tampa, los que en ella vivimos podemos decir que esto LA REVISTA es ya una Ciudad y no un pobla cho, es el sin nmero de aconte cimientos que rpidamente se su ceden unbs los otros. Los hay no solo abundantes y para todos los gustos, sino tam bin de ndole varia. Lo anormal de antes e!ll lo natural y cotidiano hoy. Nunca se agota el tema. As hoy, Tampa proporciona ese cmulo de asuntos bien dis tintos para alimentar ya el inte. rs la curiosidad del lector as duo del peridico que se publica en una verdadera Ciudad. Esto mismo no podra decirse hace siete ocho aos, pues el crecimiento y prosperidad de Tampa es reciente. Yo me felicito de ello pues aqui tengo mi hogar, aqu logro sustentar la vida m la y de los mios y uno debe de ser agradecido y consecuente en el hogar en que se le facilita ambas cosas y por que la honrrilla vanidad ino cente y justificada en este caso, nos dice que es grato pasar de la categora de habitantes de pueblo aldehuela serlo de una Ciudad en forma. Como cronista de un peridico que tiene por misin en la seccion que en el mismo le corresponde de llevar todas las semanas algo nuevo en noticias los hogares, mi tarea es ms fcil. Hoy empezar por decirles "El Crculo Cubano" gracias la c"elosa entusiasta y diligente Di rectiva actual, pronto tendr local propio. Nunca antes durante toda la historia de la enmigracin Cu bana, siendo los cubanos el ma yor nmero entre las distintas Colonias extranjeras que viven en Tampa, tuvo su casa propia la Sociedad que aqu nos represen taba. Una s veces por negligencias abandonos, indiferentismos, que hoy se enmiendan; otras veces los anhelos y las creencias de ir vivir todos la tierra redimida, acompa ada de las nostlgias por la patria nos haca easi todos los cubanos reacios, no ya para cons-truir un edificio para una sociedad nuestra, si que tambin hasta para construir el techo en que vivira la familia; todos soaban construir no aqu, sino dl. Mas los das pasaron y con ellos vinieron las realidades y los con vencionalismos; todos fueron bien entendidos. Hoy, esos mismos cubanos no so lo han fabri c ado el hogar en que vi ven, sino que aunan sus esfuerzos y pronto ser un hecho la construc cin del Crculo Cubano. La semana y por 16oo pe sos ha adquirido su Directiva, el magnfico lote de 70 pis de frente por 9 5 de fondo, situado en la calle 1 4 esquina l a 10. 0 avenida, al fondo d e l Cherokee Club. Ya e st h e cho el plano del edifi. cio que s en de una e structura ele gante, de dos pisos y de ladri llos. La di s tribucin interi o r sen ; con forme las e xigencias del da e n edificios de su ndole. Adems d el bonito teatro, habr un boni t o ga binete de Seoras, saln d e ra, Gimnasio, sala de Vilhtr y Ajedrz y una bien provista Cantina. La mejor nota de todo io que lle vo dicho, es que bien pronto darn comienzo los trabajos De plcemes est y ms an esta r la Colonia Cubana, c uando ter mine esta obra. Solo resta esa misma Colonia, a marla y conseryarla Boda. En mi crnica anterior anunciaba que pronto tendra efecto la de la Srta. Angelina Sorondo, bija del Sr. G. Sorondo, de quien volver repetir que es uno de los hombres mas ejemplares de las emigraciones cubanas, Jefe amante y modelo de un bogar donde se rinde culto ferviente la virtud y la honradez, donde todos los que en l viven se sien ten fuertes por el cario. Los Cubanos buenos y conse cuentes comprenden que el caba llero Sorondo honra nuestra Co-

PAGE 6

Jonia y es justicia l y nosotros mismos sentirnos orgullosos y reconocer sus muchos mritos. El sabado pasado, en su hogar se desposaba su hija, la virtuosa y simptica Angelina con el Sr. Leopoldo Fernndez, presencia de sus padres y de muchos ami gos verdaderos que hadan votos sinceros comQ el mio, por la fe licidad constante de los dos. Boda proxima. A fines del mes que cursa ten dr efecto el matrimonio de una trigueita tan buena como gra ciosa y simp{t tica, la Srta. Car mela Duarte, con el :-;fortunado jo\en Sr. Rafael Rochguez. Ambos son bien queridos por todos vesta unin sera una no ta alegre en el nimo' de Jos que les quiere n bien, que son bastan tes. En esta mi sma columna les re sear esa botln. Jovenes pedidas. Dos honi tas muchachas han sido pcd idas sus fa miliares, esta semana, en matrimonio. Ell(tncs la agraciada interesante Luisa Prez pot el correcto caballerito Antonio Fernnclez. El mircoles le toc :;;u turno de s::-r ll')lllinnla esposa ft una de las muchachas ms grasimptlca y bonita entre las muchas que aqu constituyen grab y bello bouquet de flores. Es ella la Storita Mara Re gla Ahello, que ha sido pedida en matrimonio su familia pot 'l punclonoroso y honrado joven Jtwn Fernanclez, modelo decorreccin y laboriosidad, Lllhano <.le nacimiento :lUnquc un ex-ma rino de la a1mada Americana en la lucha Hispana-Americana. Dos cosas de corazn deseo ambos: que realice n los proyec tos ilusiones de hoy y qne mmca un sol ele felicidad falte en el Ciel o ele sus dichas. ... LA REVISTA. E e os de la Habana. Un constante suscriptor y sim patizador de "La Revista" al partir paia la Capital Cubana, me ofreci cada vez que pudiera, servirme de corresponsal. Hoy haciendo bueno el ofrecimiento me mand una nota de la buena Sociedad. En estas mismas Crnicas tuve el placer nombre de la Re daccin de despedir al distingui do joven Manuel Alonso que resi d o entre nosotros, breve tiempo, pero lo suficiente para hacer notar los dems los mritos in discutibles de cubano culto, de refinada educacin que le capta ron por doquiera la buena voluntad y una simpata expont nea. Pocas de desearle "La ReYista" un buen \iaje al seno de su amante familia pertene cicn te lo bueno de la Sociedad Habanera, fu el joven Alonso acojido con una recepcin distinguida en la magnifica residencia ele sus ricos y aman tes padres dndole un asalto sus 11umerosos amigos. Muchas familias que llevaron aquella mansin la alegrl ca riosa que eran las en espnrcit, muchachas i<'>vcnes bo nitas y eclncatlas, secundadas por los jvenes elegantes' y co rrectos del sexo fuerte. Despus ele tomar posesin del hogm hospitalario, se di por los obsequiantes una verdadera velada familiar donde tras las hrcves felicitaciones de los que lle\aban la palabra s-n nombre de los am reunidos, se toc al piano arrancando de su teclado con un gusto inimitable, de alma ele sensibiliclad exquisita la joven i\1argot Garca, qne estuyo muy felz en los varios trozos escogidos de pera con que deleit la concn rrencia. Tras ella el joven Claudia Gar ca con la cortesa que le distingue peticin de la concurrencia canto con una voz extensa dulce y bien timbrada, una romanza acompp.acla al piano por .Mar got, tras otros varios numeras ms de piano entremezclados con recitaciones de los mejores auto res espaoles hispanos ameri canos. mismo joven que me manda estas notas tena reservado la concurrencia toda y al mismo obsequiado una sorpresa grata. Lo nesignaron para que le dige r a algo al festejado ue la noche. y l dijo que lo mejor conque po da contribuir para hacer resaltar los mritos del amigo, era darle lectura lo que de l deca una Revista literaria que para honra de la Colonia Cubana en Tam.>a publica su joven Director el Sr. Rafael Martnez Ybor, siendo muy aplaudida la inva sin ele "La Revista" en aquella culta reunin. Una de las nc:>tas dulces de la fiesta fu la magnfica ejecucin al piano, de piezas de pera escogida por la graciosa, bonita y modesta Srta. Armancla Ardura. la de bellos ojos parleros. La distinguida concurrenci a fue obsequiada adems por los esposos Carmela Surez de Alon so y Manuel Alonso. con tc!da clase de dulces y licores, entre stos desde la modesta cerveza hasta el altanero champagne. Hubo baile hasta hora avanzada de la noche. Dieron vida esta fiesta entre otras personas, la Sra Rosario Surez ele Arel u ra, Concepcin Pcreira, la Sra. Alonso ele Fernndcz acompaada de una de las habaneritas ms graciosa y bonita Florinda Fernndez, vereh-telero botn de rosa del bello jardn de las ilusiones tras la cual se iban las buenas voluntades de todos y en particular y cerca
PAGE 7

Entre los caballeros, Sr. Ma nuel Alonso, Juan Ardura, Osear y Armando Ardura, Jos Jorge. Felipe Surez y Adolfo A vello. mi tarea por esta se mana desendole muchas felici dades al joven Alonso por el tri buto merecirlo de carios y dis tinciones conque se le han obse quiado. Roilolfo Blain. Certamen de Popularidad. RESULTADO del primer Escrutinio ce lebrado en la Redaccin de e ste peridico la noche del r8 de Noviembre. NIAS. Zoil a Sabs.............................. ...... 25 Carmelina Chavez.................... 18 Pilar Mendez ........... -. ............ 9 Fifa Porcell ................................... 6 Margot Porro.......... ................ 5 Ema Burgert........ ........ ............. 5 Anita Colado............................... 5 Norma Marttnez ...................... 4 Maria Prendes......... ....... 4 Soledad Loreto.......................... 3 Gloria Ramrez .... -............ ........ 3 OS. Emilio Pons. .......... .................... 18 Miguel M. Cruz..... ..................... 12 Alfredo Llo"a .............................. 9 Abelardo Chavez.................... 8 Manolo Pauta........ .................... 7 Guillermo Porcell.. ..... ............... 6 Raul Valdespino... ........ ...... ... 6 Rafael Noa.................................... 6 Sergio Gimnez........................... 5 Manuel Prendes........................ 5 Gustavo Porro................... ........ 5 Los Regalos ofrecidos por esta REVISTA los vencedores en el Certmen, estn de manifiesto en las vidriera s del popular es tablecimiento del Sr. Crlos To ro, 7 Ave. nms. 1224-1226. Todas las personas que deseen comprar nmeros sueltos de "La Revista" que contengan los "cupones" para el Certmen, pueden adquirirlos: en Ybor, en la R edaccin 9 A ve. 1520 ; y e n E lli n g e r el Sr. Lus Garda. LA REVISTA WWHWH8MMMMDMe DE WEST TAMPA. Ecos d e P i no City. En El Porvenir. De esplndida puede calificarse la funcin que sus socio;; ofreci el domingo ltimo, esta cada da ms floreciente Sociedad, A mi llegada allocal,-algo tarde por cierto,-tocaba su trmino la representac i n de Chateaux M::rgaux", preciosa zarzuela en la que tanto se distingue la Sra. Caubn de Perdomo. Los aplausos conque el auditorio ovacion los artistas que tomaron parte en esta obra, son testimonio elocuente de la felz interpretacin que dieron sus respectivos pa peles. Despus de un intermedio en que la impaciencia por admirar de nue vo la Sra. Caubn se haca inter minable. se alz por segunda vez el teln, y comenz "La Noche de San Juan". Cunto lamento hoy, -en que la obligacin contrada con el Director de este Semanario, me impone el deber de hacer la re vista de esta fiesta ;-cunto lamen to, repito, no tener la galana p luma del "Conde Kostia", para espresar en fras e s dignas del mrito de los artistas que tomaron parte en esta obra, el entusiasmo que en m pro dujo l a admirable labor por ellos realizada! No escatimar tampoco mis elo. gios al Coro ; ptis si algn defecto pudiera sealarse en l, justo ser atribuirlo las psimas condiciones acsticas del local, y nunca las personas que en l tomaron parte. Merece tambin especial mencin el Sr. JoR Silvela, autor de una preciosa decoracin pintada expre samente para esta obra, y que tan to agrad las personas inteligentes que la admirarqn. Entre entusiastas des cendi el teln; y mientras los bai ladores se disponen elegir compa era con quienes disfrutar de las delicias del danz6n,-delicias ay! vedadas para m-voy anotando en mi carnet de cronista alguno nom-J2I bres tomados al 11zar y que darn idea de la distincin de las seducto r a s damitas que asi stiero n esta hermo sa fiesta. :Illos aqu: Josefa y Juana Cotan da, Carmela Mart nez, Crmen Hurtado, Marcela y Solita Martnez, Ana Rita Rico, Domitila Piera, Ana Luisa Barr e da, Chongo. Conchita dova, Dulce Mara, Rosa y GenoYeva Alonso, y Angelina Castillo, la trigueita ms graciosa que co nozco y que con su belleza va ha cer que pierda el juicio un querido amigo mio. Termino por hoy, hasta el do mingo. H oracio Ennet. Dr. Sueiras rliralle s Un nuevo triunfo ha obtenido el repu tado y hbil Mdico-Cirujano, cuyo nom bre encabeza estas lneas. Hace das qne el Sr. Manuel obato se someti su pericia en el manejo de su bistur con la ciega confianza del que s i ente r e forzar f en el Mdico con el crd i t o bien cim entado y reconocido por el aur a popular. Vena padeciend o el Sr. Lobato, que reside en l a 10. A ve n ida esquina la calle 20 de un caso de S arcocele aguda, y g r a..-e, de una voluminos a proporcin, en que s olo e s taba y a indicada e l proce der la operacin. El triunfo del Dr. Sueiras ha consisti do en que lo arriesgado de la o bra era debido que el p aciente d ebi de haber se efectua d o esa cura quirrgica h a c e mucho tiempo. Ya p o r negligencia indiferencia por no poseidos de l a propia s u ficiencia, es el caso de que el paciente sufri de manera indecible habindose vi sto con varios mdicos en el Norte, New York; en Atlanta y aqu mismo en Tampa. Cansado de sufrir el Sr. Lobato, deses perado y recordando l a s varia operacio n e s felices en resul t ado que han acredita do al Dr. Sueiras en Tampa, justificando la fama que ya le precedia, se dirigi l aunque con el recelo de que como los que ya haban conocido de su caso lo en tretuviera y no lo operara. Mas al equi vocarse en su juicio prematuro, viene m y me suplica como corazn agradeci do lo haga constar en esta Reviata, no como un anuncio sino como un homena je pblic de su gratitud al encontrarse l?ien desde que fu operado por el Dr Sueiras B.

PAGE 8

322 La novela de los celos. Continuacin. Pues en medio de todo, in con cien temen te. el GALEOTO fami li a r se iba saliendo con la suya, v estimulados por un tanto de inclinacin instintiva y por algo de la fuerza de la costumbre de orse llamar NOVIOS, los adoles centes seguian ratos, y sin dar se cuenta de ello, el jue g o de los nios. El verdadero amor se reserva ba para su tiempo. Las ramas del rosai verdeaban los tmidos primeros fulgores rle l sol de p ri m a v era; pero las rosadas caritas de los capullos no asomaban to dava, rompiendo lns verdes y afelpadas caperuza s Lns genialidar l es de l a infancia segulan dori1in ando expansivam ente en las r e l ac i one s de aquellos dos seres interesantes, nios desarrollados, pero nios. Los caractres de ambos revelaban ya en la forma y en el fondo; ligero y un tanto arrebatado el de Loln; reflexivo y demasiado serio para la edad, el de Crlos. Y para notar es a s d i ferencias,,hubiera bastado seguir. los atentamente en sus mov. mientos por el jardn de la casa, en aquel mismo da memorable y en alegre compaa de muchachos v muchachas de su edad. El a sc endiente de ambos, la autoridad, por rlecirlo as, que ejercan en los alborotados chi c o s que fonttab a n graciosas ruedas se dispersaban hollando el musgo y escalando los rboles, obligaba sus compaeros considerarlos como jefes indiscuJet movimiento juvenil, y sus eran rdenes que acataban para tomar un juego.por otro dejarlos todos, segun el honor y las impresiones tan en la hermosa Lo Jita, quela 'risa y el llanto pendan en de un volante bien uevuelto de la inesperada fuga de mariposa que ya crea entre sus manos. LA. REVISTA. Aquella tarde, casi la cada de aquel sol de Abril que ilumi naba el aniversario duodcimo del natalicio de Mara de los Do lores, se haban agotado todos los recursos de nias y nios para sus variados juegos, sin que la fatiga los rindiese ni echasen de ver siquiera la rapidz con que haban transcurrido las alegres horas. Todavla pensaba Crlos en proponer algo nuevo que fue ra el ellCanto de los ms infa tigables Pendientes estaba n todos de la irlea que haba de salir aquella cabeza preciosa que se inclinaba dulcemente, mostran do .en los labios una maliciosa sonrisa, como desafiando la penetracin de los ms impa cien tes. La inocente coquetera de una atrevida compaera de colegio de Lola, di al traste con las ca-vilaciones de Crlos. con la espec tacin curiosa d los muchachos que le observaban y con todos los proyectos de y alegres expansiones. Aqueila nia haba aprovecha do el ligero descanso para ir ha ciendo un ramito de violetas, que concluyo por atar con una cinta azul, formando un lazo tan diablico como el que une en nombre de Dios los destinos de algunos La nia se adelant gentil, graciosa y resuelta baca donde estaba Crlos tan preocupado, colocle habilsimamente en la solapa izquierda de la chaqueti lla el ramito de flores y hacin dole una cmica reverencia, se retir palmoteando satisfecha de su obra ante la turbacin de su condecorado caballero y entre las risas de las compaeras que haban observado el juego. La iinica que no rea era Lola. Vea en aquel arra.nque de su compaera, ms el deseo de mor tificarla que el de honrar con una distincin al nio mimado por superior en edad y gobierno en aquellas horas de franca alegra. La actitud de Crlos, que en su turbacin miraba y remiraba como un bobo el ramito, sin reparar en que. su aroma se le haba subido a Lolita la cabeza, acab de exasperar la del cum pleaos. Esta se hallaba acostumbrada no partir con nadie agasajos ni juguetes, y en aquel momento le pareci como que inopinada mente surga una hermana que le arrebataba una parte de sus derechos. La nia de las violetas era para ella una envidiosa. y Cr. los el M,RIDITo de antao, un complice positivo que se gozaba en acariciar con la vista y el ol fato el euerpo del delito. 'El ramo, arrancad() por mAno airada, aunque pequ e o y su a \e del pecho del inocente, fu rodan do parar los pis de la atre vida autora del atentado. El genial arranque de Lola tuvo su xito. Los nios dan tambin su valor al juego del noviazco, y brusco final de todos los juegos de la t arde fu acompaado de risas estre'-pi tosas. Dispersronse los turbulentos nios, y con ellos d ej tamb'i'n la casa, avergonzado y p esaroso sin culpa, el pobre Crlos, mientras Lola,-deshecha en lgrimas, como antao al verdescabeza(hJ. su mueca ms linda, se refugia: ha en los brazos de su madre. Pero aquella noche durmi aJ fin con la misma tranquilidad que en las ms impasi bles de sus primeros aos, sin preocuparse de que alguie n pudiera recordarle aquellos CELOS INFANTILES como una acusacin en horas ms so. lemnes de su vida. IJ. LOS DEL AMOR La nia era ya mujer. Haba realizado haca tiempo. 'uno de los sueos ms hermosos de to das las nias. Continuar. J. Mascuana Imp. 9-ol A ve, 1520.


printinsert_linkshareget_appmore_horiz

Download Options

close
Choose Size
Choose file type
Cite this item close

APA

Cras ut cursus ante, a fringilla nunc. Mauris lorem nunc, cursus sit amet enim ac, vehicula vestibulum mi. Mauris viverra nisl vel enim faucibus porta. Praesent sit amet ornare diam, non finibus nulla.

MLA

Cras efficitur magna et sapien varius, luctus ullamcorper dolor convallis. Orci varius natoque penatibus et magnis dis parturient montes, nascetur ridiculus mus. Fusce sit amet justo ut erat laoreet congue sed a ante.

CHICAGO

Phasellus ornare in augue eu imperdiet. Donec malesuada sapien ante, at vehicula orci tempor molestie. Proin vitae urna elit. Pellentesque vitae nisi et diam euismod malesuada aliquet non erat.

WIKIPEDIA

Nunc fringilla dolor ut dictum placerat. Proin ac neque rutrum, consectetur ligula id, laoreet ligula. Nulla lorem massa, consectetur vitae consequat in, lobortis at dolor. Nunc sed leo odio.