La Revista


previous item | next item

Citation
La Revista

Material Information

Title:
La Revista
Place of Publication:
Ybor City, Tampa, Florida
Publisher:
La Revista
Publication Date:
Language:
Spanish
Physical Description:
v. : ill. ; 31 cm.

Subjects

Subjects / Keywords:
Hispanic Americans -- Periodicals -- Florida -- Tampa ( lcsh )
Periodicals -- Tampa (Fla.) ( lcsh )
Genre:
serial ( sobekcm )

Notes

General Note:
Title from cover. "Semanario de literatura, ciencias, artes y sport" (varies).

Record Information

Source Institution:
University of South Florida
Holding Location:
University of South Florida
Rights Management:
The University of South Florida Libraries believes that the Item is in the Public Domain under the laws of the United States, but a determination was not made as to its copyright status under the copyright laws of other countries. The Item may not be in the Public Domain under the laws of other countries.
Resource Identifier:
023596178 ( ALEPH )
53132764 ( OCLC )
R19-00093 ( USFLDC DOI )
r19.93 ( USFLDC Handle )

USFLDC Membership

Aggregations:
University of South Florida
La Revista

Postcard Information

Format:
serial

Downloads

This item has the following downloads:


Full Text

PAGE 1

A:to III. Agosto 8 de 1905. N:&l. 31. -SEMANARIO HISPANO CUBANO.Registrado en Correos, como correspondencia de 2." clase. DIRECfOR: R. M. Ybor. REDACTOR JEI!'E: ELI SEO pjjREZ. ADMINiSTRADOR: J. MASCUANA. REDACOON Y ADMINISTRACION: 9." Ave. t520. Telef. BeU, 852. Correos; Box. n. 7 de Ybor Cty. 1 CONDICIONES D E L A PUBLICACION .. E sta R e viSTA s e publicar l o s Oomingos S e admi t e n t oda clase d e trabajos siempre que no contengan ataque s p e r sonales, m ezquinos desaho gos contra institucione s sociedades. No se publicanin los e scritos que care z can de firm a r esponsable. L a Direccin d eja los autores la responsabilidad d e las o p i ni o nes que emita n e n s u s escrito s Los traba jos n o firm a dos que se publique n s ern d e l a esclu s \>a resp o n sabilida d de la Redaccin. El pago d e anunc iost comunicados a\':so;, etc. se h ani pot a d elanta do. T oda la corresp onde n ci a literaria se dirijir al Director y l a administlativa al Administrado r PRll:OIOii D6l S U:i!I CRIPCION Y ANUNCIOS. P o r un mes, en Tampa. $ o 30 P o r un trimestre en id. o 85 Nmero suelto, corriente. 1 0 Nme r o s atrasados 15 J 1 Fuera de la l ocalidad, un trimestre r 6o Anuncios cada es p:t c io m a rcado, l o & p C.:lfmercia1le s 1 on d erecho al nme ro. I 50 r o e s i o n a es, id. id. r El precie d e los anunc ios se entiende por un mes y s i l a insercin fu e r a p o r ms tiempo ms d e un espac io s e har e l o p o r tuno descuento. Las b ajas p o r anunc ios y s u 5cripc i o nes se avisa rn precisamente antes d:! t ermina r e l mes, d e n o hacerl o a s t endrn que abonar e l s i g u iente. Los tiempos cambian. m \ L Ejecutivo de la Repblica de Cuba ha concedido un crdito de mil p e sos para atender h gasto.;, de viaje que origine la comisin que se le ha 4ado al ilustre Mdico cuba no Dr. J uau Guiteras, con objeto de que estuilie la epidemia de fiebte amarilla en el puer to de New Odeans y pmponga las medidas que deban adoptarse para evitar que se propague dicha Isla. Si no estuviramos seguros que el Gohiemo Cubano al tomar esa medida lo ha hecho tan solo buscando ponerse salvo de una invasin de la terl'ible plaga, creeramos que Jo ha hecho pata darle en las narices al Herald y ms de un peridico JINGO que ha buscado por todos los medios, modo de pteseritar Cuba corno incumplidora de la tan manoseada "Enmienda Plat". Como que todo el que escupe al Cielo puede caerte la saliva en la cara, de ah que, ahora se pt'tl.ijnta lo O(!asia tan propicia pata demo3tral'les los engredos altaneros que los males todos nos estn reservados y que no hay nada que arroje tantas enseanzas como el tiempo. El orgullo y la vanidad suelen ser ol azote de los pueblos grandes, porque no hay nada que lo empine uno por sobre el nivel de los dems, como la propia ventura. Por eso hay que saber colocarse en su justo medio, y desgraciada de la nacin como del indivirluo que as no Jo haga. A medida que los golpes asestados por el inmutable destino van dando conocet la humanidad lo pequea que es, los hombres dan en aternperarse y no aparecen tan sober bios en el escenario del mundo, los que protegidos pot la suerte han logrado ocupar los ms altos destinos. T Si los Estados Unidos no han llegado todava su suprema grandeza, estn bastante altos y no debe ser ese, motivo nunca, para humillar los pequeos. Mucho debe Cuba los Estados Unidos, pero ms le debiera si no hubiera en algunos casos tratado de amargar su felicidad con exigencias fuera de orden y hasta mortificantes.

PAGE 2

LA REVISTA Bien est quf\ ahora Cuba potJga sus restricciones y mida con la mjsma vara que la han medido, que mientras el derecho de la impere, la justicia puede abrirse paso. Veremos si pasado este cic!u epidmico que nosotros lamentamos como los primeros, volvern las andadas los INVULNERABLES. Por lo pronto hay establecida cuarentena cnntra New rll'laus, Tatupa y otros puertos del Sur de Florida. Ojal que esas restricciones concluyan pronto porque desaparezca la terrible plaga que hoy azota los puertos mencionados; pero de no desapan;cer, ingnuamente declara mos qne nos han parecido muy oportunas esas medidas. El divorcio propsito ele un libro. LA voz DE LA Mu.rER. A prop:;ito de.. la ltima uovela de Pan! Bonrget, "Un rlivorce," la "Revista FemeiJiua.'' con sulta su;; lectores sobre la ene s tin que el f'tni u en te novelista ha. p lanteado y resuelto, ya s e sahe como. He aqn el rss nltarlo de ese "referencln:" 1,557 votos snn favorables Paul B onrget y por consE'cnenca, contrarias al divorcio; 1,505 son en pro de la t;;is sust,.,ut::t da en ''L: ts dos vas," por Pablo y Victnr M :trgneritte; y ao dan 102qnehul resultado tlPiltros Madame JuliPtt A(lam es e nt miga" decitlida ele! cliv .orcio ilillJit::vlo;" tlla. deseara ver qne la l P y francesa "admitiera nua d e casos de (livorcio, pero a\nr> la ley del (livorc!o." Ma,lame Jane Diesilafoy est "contra eldivorcio, con todo su c c rnzn, cou toda su alma y con toc l a s sus fuerzas," ella lo considPr.t "como nna (lesgmcia moJal, social y material." J\1n(lame la Duquesa de Uzs cotl sidem el divorcio como "la d e !'Lrn c cin de la familia." De estr t misma opinin es mad::nne la Barouesa de Baye. H e aqu la boui ta con testa ci u clarla pot ma(lame Marthe Panl-Allam: "En lps pn e hlos dichosos que no tienen historia_, no es natural que las mujeres, contentas con s11 snerte piense n poco en el rlivorciu como trtllino y conclusin de las guerras conyuga les? Sin dnla alguna; u o hahienrlo yo cono c ido las horas crueles tle que oigo hablar con tanta vehe mencia tantas pohrt>s mnjeres jvenes. Y es ttne yo jams he comprendido porr 1u, d espus ele h > tb et fllPgido la v:\ del matri. rnouio nm cnmplit sn misin m o ral en la vid1-1, se camhia con t
PAGE 3

ber, el legislador no legislara muchas veces. Dichosos los libros que pro mueven tan nobles discusiones y obligan pensar! Nicolas Brabo. Buena noticia. Desde el Virnes en la noche circulaba la noticia por Ybor, que la Cmara de Represen tantes de Cuba, haba nprobarlo ca si por unanimidad, un credito ele $ 5,000 para ayuciar la cons truccion ciel edificio para el Crculo Cubano de esta Ciurlacl. No pusimos en duda la noticia, por varios motivos: l. o porque sabia m os que nuestro a.ritiguo amigo Sr. Melq uimles Calvo y su compaero Sr. Antonio Prieto, haban presentado una peticin la Camata sobre este particu lar: 2. o porque dadas lHs buenas telnciones con que cuenta, el Sr. Cnlvo, no dudbamos, como as fu, que ste las ocupara pa-. ra inclinar su favor los ami gos represenbntesy 3. 0 porque estimbamos justa la peticin por encontrarse en casi idnticas condiciones que la qne aprobaron para San Carlos, de Cayo Hueso. Tambin sabamos, que ya se haban puesto en movimieuto distinguidas personalidades del Senarlo y en el terreno particular contbase con la aprobacin de la Presidencia de la Repblica. Segn hemos tenido oeasin de leer en la prensa de Cuba, al dar cuenta de las Sesiones de la Cmara, es un hecho ia aprobacin: resta ahora la confirmacin del Poder Ejecutivo. Si ste cumple su ')frecimiento, puede el Crculo vanagloriarse de haber tenido tan 'eSpecial acierto al nombrar sus Comi sionados !Sres. Calvo y Prieto, pues por ello lograr la Colonia Cubana, ver poner la primera del edificio, en el entran te mes de Septiembre. Nuestros placemes la Direc-LA REVISTA tha del Circulo que al fin recoger el premio de sus trabaios con la realizacin de la obra; y muy se Jos damos los estimados amigos Sres. Cal vo y Prieto, por lo brillantemente que desempearon la delicada comisin q ne se les confiara. Tres enfermos. Mucho sentimos tener que dar cuenta, de ef!fermedades de compaeros y amigos. quienes apreciamos. Es tal la impresin que nos can sa, adems de que Dios 110 nos dot de esa especial inteligencia ria para coordinar estos sueltos con esas frases que requieren estas para tod, Js sentidas noticias. el primero de nestros enfermos el carioso amigo Dr: Surez. Vuelve guardar cama r lo parece efecto de que la contnua humedad por las pertinaces lluvia, ha ejercido ejerce gran influencia en su delicado organism0. A>.in no se encontraba repuesto del todo, pero notbase ya en l gran mejora y sta como es consiguiente sufre ahora el natural retraso. Nuestro compaero Elseo Prez, desde el Domingo guarda tambin cama y nos pri,r a de sus valiosos trabajos: y >or ltimo la buena amiguita Angelina Castillo, sufre de3de hace unos das, dolencia que la priva salir de su ha bitacin. Se las frases pare. expresar nuestro sentimiento por tantos males, como ya lo indicam'os. Dada la asistencia tanto fami liar como Mdica, de que estn rodeados nuestros enferm'JS, es peramos que sus males desaparezcan en breve y no tengamos que escribir ni una sola lnea mas en este sentido. De todo corazn -deseamos la mejoria, tanto nosotros como las numerosas amistades con que todos cuentan. 249 ADELANTE! Noche lbrega, sombrn, ter-ne rosa, amenazan t e En el cielo, nubes negras, negras sombras en l a call e '9.y en sta un bulto, que m a r cha decidido hac ia adela nt e sin temor ; las tinie b l a s ni l.tdmnes ni < b e r g ulte s Andando un trech o, una esquina; otro trecho y o t ra c all e y otras esquinas despu s y ms calles adelante Al fin, el bullo se p ara; vacila un punto un in s t a nte ... mas pronto sus bro;; recobra hace :copio de coraje, y otra vez ardiente y fie r o se lanza por la anc h a ca lle, sin temo r las tiniebl a s ni ladrones ni b e rgante,;. Y se pierde entre las s ombras y l donde va nadie sabe .. .. y yo lo c.allo, pues t e m o que tampoco n adie J. C. Labra-ENLACE. El r. 0 del pasado Julio, uniero n sus destinos en \Vest Tnmpa, nues tros apreciable s amigos la Srta. Magdalena Piloto y e l S r. Juan Arias. Tuvo lugar el a c t o en el domicilio de la desposadn, situado e n la A ve. Howard, verificndos e e ntte familia por estar guardando luto Ofici como representante de la Ley el Notario y Mayor de la Ciudad Francisco Milin, s i endo testi. gos de tlln olemn e ceremonia l o s Sres. Bernardo Snchez y Jos Francisco Piloto. Deseamos t a n aprecia ole y s i m. ptica parejita, muchos aos de dicha bajo el cielo azul y diMano precursor de todas las felicidades.

PAGE 4

LA REVISTA E L SUICIDA. Fsperanui y amor! Todo ha acabado ........... Y yo, como un cadver arrojado Por la mar borrascosa, Yazgo inmvil tendido Sobre la inculta orilla silenciosa. H.'HEINE. De sombras espe;as cubrindolo todo, Extiende la noche su manto doquier; Y alfomhrH las cailes desiertas de lodo La lluva incesante que se oye caer. Envuelto en tinieblas un hombre camina, Marchando a veces con ttrico andar, A veces alzando la frente, que inclina Al ntimo influjo ele cruento resar. Cautivo en sus nsias de gloria y de amores, Vivi persiguiendo fantasmas de luz; Y aclvenw destino, fecundo en dolores, Pes en su existencia cua1 hrrida cruz. El vi su ventura rodar por el suelo, Sus dulces rleliquios tornronse horror, In-fiernos rle d urlas vohise su cielo, Y fn entonces mrtir de gnoto dolor ................. .. Emite palabras de vago. senti.!o, te,nientlo qu:ziis mancilla ll n-r el desdichado con sbito af{tll? llore el atleta, que el haclo destrOtw! Fatdica estrella lanzle gemir: Si ya la. esperanza su pecho abandonn, Qu m:s ay! le quecht, qu ms que modr? Oyse un disparo-despus una queja Que un ltimo soplo de vida arranc: El alma-si hay alma-del cuerpo se aleja, Y todo en silencio y en sombra qued ............ Buen viaje valiente! No importa que el mundo Tus rest'>s ultraje con ciego furor; No importa que empae con hlito inmundo Tus diftfanos timbres de inmenso valor, Viviste en la tierravirtuoso y ho-P.-"ado, Te di tu destino por premio, sufrir, Si habas las fuerzas y erllanto agotado, Qu. ms te quedaba, qut ms que morir? E. A.

PAGE 5

DOLORES. I2 Continuacin. -No te enojes, amor mo, di jo c b n voz conmovida. Te he be sado, porque no poda evitarlo. Si no fueras tan bella!. ............. -Luis, tu rostro me anuncia alguna desgracia Qu ha sucedido? !Habla! -Aeso vengo; p e r o antes di me qu es lo mejor ele la vida? -!El amor! contest con acen to apenas p e rc eptible. -S, el amor! re !Ji r io l, com placido de la respuesta. Pero a hora me u ita bien antes de contestarme en aras de ese amor, ue que yo no dudo teiiJras e l valor d e sacrificar por m tu for tuna, tu posicin, tu porvenir y todos los h alagos que te l fre ce el mundo? -S; todo, todo, sin vacilacin! -Entonces si sto es cierto, casmonos inmecliata m ente y partamos para el Canad. Hubo un momento de silencio. Dolores estruj l a s rosas que tena en la mano y desde enton ces el aroma de aquellas flores guard para ella el poder ele re vivir siempre en su alma la escena ele aquel momento: la luz de la maana, el susuno de las hojas y el recuerdo del rostro varonil y taciturno de su aclomclo. -No trato de obligarte lo que no quiern!', continu el ca pitn; pero te confieso ingnua mente que no se como podrfa so portar la vida sin ti. Prefiero morir aqu tu lado, antes que dejarte para ir conquistar l a s mayores glorias que puede as pirar un hombre. y en cuanto a t qu sera de tu existencia? -Seria el vaco, contest Dolores con tristeza; pero, no debemos separarnos, Luis. Y extendi hacia l las manos, como implorando su proteccin contra la desgracia que la ame nazaba. -No, Lola, no debemos sepa rarnos, porque eso sera la muer te para los dos. Yo he meditado LA REVISTA un plan, por si quiere que lo rea licem o s. Por el momento te pa recer atrevido, pero luego que reflexiones vers que es el nico recurso que nos q uecla para arre glar las cosas de la manera ms prudente. -Har l o que c reas q u e e,;t{ t bien hecho. -Casmonos al punto. El otro da m e dijistes que tu compae ra d e coleg-i o, la seorita 1<1di sc)n, te haba iiiVtado pasar una temponl(la e n su casa de Petre ; no es as? Ci e rtm11 cnte, y mi ta est empeada e n que VIagnfi..:o! Eso disminuye las el ific ul tades. Tambin m e di jiste que tu d o ncella. t e era su fiel y adicta. Cmo se llama? -Juana vtille r. S; c r eo que con gusto dar a la vida p o r m. Es la firlelidad e n p e rsona. -:VI ucho mejor! Ahora co mi e nz o creer que e l cie lo favo r ece nuestros de s ignios. Casmo nos inmediatamente: h e aqu! Jo principal. U n a Vf'Z casados, ya no tendr nada que temer, y se acabarlan ti1is angustias. En tonces tu iriis a donde yo vaya y ya nada e n el m un el o podr s epararnos. Qu dices? D olores solo tenia diez y siete aos y con todo el entu siasmo de su a lma. Luis era hermoso, elocuente, persuasivo y la joven no t ena a ll quien murmura r a su odo una pala. bra de advertencia. Cuando l a estrech en sus .l:razos y la bes en los l abios, no haba podido decir aunque hubiera sabido que en esa palabra estaba la salvacic)n de s u vicl11. -Respndeme Lolal Los dos somos todo en el mundo, e l uno para el otro. Tu n o tienes na die sobre l a tierra, fuera ele L a dy Nelson, y yo ...... yo no tengo nadie! Por qu no hemos rle ser felices por nuestra propia cuenta? Por qu hemos de so meter el problema ele nuestra di cha seres extraos indiferentes? Dolores alz los oj o s y miran do Luis intensan-;ente, como si quisiera leer en la profunclidad d e su alma, pregunt: -Y ser eso correcto? Ser honroso? Tras un momento de sile n cio el capitn v olvi ahraz:.r D olores, y exclamo : -Si ; es l o uno y lo otr o, por que nos amamos tan pr(fundatlle lJtc! Nuestro amor lojusLifica. Nos CHS
PAGE 6

254 Nupcias conmemorativas. Las del "algodn" se celebran al ao del matrimonio; las de "papel" los dos aos, las de "cuero" y "madera" despus de cinco aos. Festjanse, general mente, con unacena la que se suele invitar las personas que asistieron la c e r emonia del ca samiento: uo traje elegaute es de rigor, y el euvo de flo r e s 1 lS esposos. Al sptimo no vi e n e n las bo das de "lana"; al deit'llo las de "estao"; al clcimoquinto, las rle "cristal"; y al vigsimo las tle "porcelaua" Ooumt->mrans e las bodas s, nna m edalla artsticn, es)f'cialmente acuada pant el aui ve:>rsario. Paouelos de las damas. Hay nada que sea tan poco ngwdable como v e r una d ama ele:>g; Lute que saca de su bolsillo un p auelo malo? U:;at pafiuelo d e clase nfima, es lllll P f-tra ele 111al gn,to ; cuauto ms peq n eos y ms fi u os son, ms elegautes p a r e c en, y en ocasiones se pudiera d ecir que el r efrn castellano pudiera modificarse con estas palabras: "Dime qne p aue lo u sas y te di re quin eres." Otra vez es de uso corriente LA REVISTA el pauelo de encaje propiamen te dicho, y en verdad que con razn, porque son bonitos de veras esos cnadc.:tdos de finsima batista, transparentes, f estonea dos con Valenciennes, Malinas Ohantilly y part\ las grandes ceremonias, comidas bailes, con punto de Inglaterra, de Bruselas cualquie r otro encaje de mucho precio. Alguno s pnuelos horoados, que s e usan nhora mucho, ll evan en las cu:l.tro puntas relieves que sobret;al e n 1lfll resto d e l::t lahor. Las cifras las coronas que ostentan, sufllen e star hechas fils ti-rs",. lo cual r esulta muy honito. Continan imper:m1lo tamhin los paue l o s que se llaman rle gn:l.nte Porqu se llamarn as? Digo esto porque no selle van en el gna n t e ; ms propiam ente s e purlieran llamar oe bol sa, porque en ell a van. Hay pre cioso s paue lo s con f estn y orla ele encaj,-, OP Malinns; los con nn v,)lante rle Chantilly nc>gro incrnstarlos con flnns entrHlos no se usan por lns clamas qne estn ele luto. Tam hin s e confeccion::tn paele hatista, rosa, malva azul, borilacl0s Pn c n lorPs. La suprema elegancia exig:qne Pl pn.u e lo s e a hlanco, y tolos PlluR por lo finos, pnr lo peqneos, representan nn smbolo. Son el smbolo de que Pn IR moderna socieilail solo se pic>nsa Pn la alegra, porque el dolor nnauca Jgri rnas y para flnj ugarla, no son snfi ciflntes esos leve s cua dritos ele batista exornarla con xpleucliclos encaje s. Oesinfeccion energica. He aqu un medio de desinfeccin original, poco costosa, muy enrgico, y que da excelen-tes resultados. La base do este' procedimiento es la esencia de tremen tina. Una sola gota, vertida de tiempo eu tiempo.en los exctisa dos, basta para hacer dP.saparecet todomalolor. Sirvetambin para el aseo de los caos y los arroja
PAGE 7

p-orque motivo, sigue encomendn dole la Sra. Ferrndiz papeles de dama jven. No obstante estos pe queos lunares, que pudieran muy bien suJsanarse, repetimos que mvy pocas veces vemos en nuestras So. ciedades, funciones teatrales como de la que me voy n ele los nervios un poco de fiebre con otro poco de de rrengamiento, ya era ms que suficiente para la siguiente de duccin dolor tle cabeza, fiebre y descoyuntamiento de la cintura!. ..... nada, que tengo la fiebre amarilla! y costaba trabajo per suadirlo que lo que l tena no se quitaba con mosquitero, puer tas de tela metlica, ni con cor dones ni con guardas de cuarentena htn caliente y enrgico como uno chiquito, prietesito que tenan en la Zona de West Tampa el Alcalde Mi llin y e l Dr. Barttlet, pues con ir al Dr. Kholly y sacarst> los cai carones, se arreglaba todo. Otros creyeron que el mosquito especial de l a fiebre amarilla, se dirige con preferencia todo lo que sea amarillo, no usaban na da de ese color y hasta algunos que tenan los dientes muy ama rillos tenan la penitencia de tener cerrada la boca y se comunicaban por seas como los sor dos mudos. A una familia que fu visitar y que me haba Invitado comer, les llev ele regalo un her moso aguacate, que al ir bus car mi correspondencia me lo encontr en mt apartado de 253 correo. Cuando estbamos ya sentado la mesa, saqu mi aguacate, de cuyn fruta cubana haba hecho desmesurado elogio y la part, y al ver su alegre co lor amarillo ele huevo. una lanzaron un grito los 5 miem bros de aquella familia, y me dejaron solo en la mesa, sin sa ber que pensar, al ver saltar los hombres la cerca ele! fondo de la casa y las mujeres meterse por el frente en uno de los carros elctricos que la sazn pasaba y no apearse sino euaudo llega ron Ballast Point. Y no concluye lo cmco en lo hasta aqu nanado, pues he vis. to ms de un encopetado, pro minente, de es;)S ele camisa tiesa, dirigirse despus de uno de los muchos Kioskos de tahaca Cigar Store y al comprar el tabaco para Sobremesa, pregun tarl e al dependiente si el cai<'m y el tabaco eran ele Ybor City, porque si era de West Tampa no lo quera. He llegado hasta pensar que si alguien por malelaclles hubiera dicho que el mosquito de la fiebre amarilla se distingue de los otros en que lleva una male tica la espalda con el grmen, me iba encontrar mucha gente por esas calles con anteo jos de gran potencia de aumento en los lentes, convertidos en in genieros de camino, enfilndolos al espacio para descubrir el mosquito que llevan en la ima ginacin hace das y que sin pi carles les ha quitado el!.'lueo. Pasemoss ahora lo que pudo sar el aspecto tri! gico del caso. No sospecharon los ele! Congreso Internacional de la fiebre amariila, celebrado en la Haba na en 1901, ni los cientficos que acudieron al celebrado en los Es-. tados Unidos en 1903, que le ba estar reservado a unos cuan tos campesinos de la Florida y que viven en los alrededores de Tampa el haber descubierto un procedimiento por el cual acaban con la fiebre amarilla y su con tagio, linchando al paciente. Pues eso era lo que ba acon-

PAGE 8

tecer en \iVest Tampa con el. en fermo nico que hemos tenido de esa enfamedad. Segn esos campesinos.; acabndose e1 entermo se acababa la fiebre amarilla en Tampa. Tal enormidad, no se realiz por fortuna y por las precauciones adoptadas por e1 Dr. A. Bar. ttlet y las autoridades. Conrue ya ven los lectores que casi lkgamos Jo tragico. Y como para terminar ya esta lata sobre la fiebre, solo me falta hahl;u clellado serio de la historia, dir que la seriedad ha consistir! o en la cuarentena que Culn ha puesto contra Tampa y los inconvenientes que han sufrid o lwscu h 1nos que los han de te,... id() en Triscornia n 1 llegar {t la Habatw, d esde Tnmpa. Tnmhin hubiera sirh de has tan te serie la que de ese caso se hubieran nrigi11<1do otros, porque en ese caso hubiramos sufcirlo consiclerahlemente, porque ex te nrl ida la 11 o licia, las pi a"'as que consumen el local, su<;:1enrlerlan ccl enes y se lHila In (tnicn industria que c llt vida t:nnt n s h arul. l'<>r suerte la <:emana en que ent ramo-.m t tn ;tnosencontrar sin fiebre am-:vlesqnitl;l con motivo ele rlulee fiesta e11 la 10. :1 \'t'. entre hs calles 16 y I7 en donde liberalmente obsequiadas. LA REVISTA Mil plcemes y dichas para to dos. En la 11.:.: 'avenida entre las calles 21 y 22 y en el hogar de los si m paticos esposos] ost-fa Gu. tierrez y Juan Valido, desde el mnrtes pasado hay nuevo moti VIl para sentirse ms felices esos amigos. Ese dia vena al mundo una eriatura mensajera de ms paz y dicha sus aman tes padres. La esposa del amigo y caba-11ero Valido rli luz una nia. Tanto la madre como el fruto de bendicin siguen blt'n uestras sinceras f..: licitaciones ofrecemos para unirlns la ale gra de ese hogar, El culto y cahalieroso amigo S1. Aqui:es R e y e s nos ruega que pur medio de" La Rnista" hagamos saber sus amigos que les ofrece su nueva morada en la Avenida Boven n.o 2006 don-de se ha trasladado desde su an. tigua risidencia en el nmero 1615 en la 10. avenida entre ias calles 15 y 16. Con mucho placer 110 ten mos i11covenien te en acceder los deseos del excclen te jven Reyes. Rodolfo Blain. *-!-:-l-::7: : Dr. FRAGA. G:\.llL'iETB DE CONSULTAS: ll.\ e 11 e'q. la en e 1 9 Tel Bell 823. CONSULTAS; DF. 1.2 A 2. E-pet.:ial l nt t audento para la Tubercupulnlonat ; aplicaci"ues elctrica:; y galvni c a s R.econocin1ien to d e el' ptilu> dt: sang e y la uriua. Adap 1:1dn d e e;.;pejt t e lo" y g a ias con correcci n d e la 3 0 aios d e e xperi e-ncia e n DE LOS NJOS Re;idencia: 9 "'. 1 Ye. Tel fo n :J: l!el l 745 Y n R Cl'l'Y, FLA. Mascui'i ana Ii1 .p, gOl ,>\.Ye. 1520


printinsert_linkshareget_appmore_horiz

Download Options [CUSTOM IMAGE]

close
Choose Size
Choose file type

Cite this item close

APA

Cras ut cursus ante, a fringilla nunc. Mauris lorem nunc, cursus sit amet enim ac, vehicula vestibulum mi. Mauris viverra nisl vel enim faucibus porta. Praesent sit amet ornare diam, non finibus nulla.

MLA

Cras efficitur magna et sapien varius, luctus ullamcorper dolor convallis. Orci varius natoque penatibus et magnis dis parturient montes, nascetur ridiculus mus. Fusce sit amet justo ut erat laoreet congue sed a ante.

CHICAGO

Phasellus ornare in augue eu imperdiet. Donec malesuada sapien ante, at vehicula orci tempor molestie. Proin vitae urna elit. Pellentesque vitae nisi et diam euismod malesuada aliquet non erat.

WIKIPEDIA

Nunc fringilla dolor ut dictum placerat. Proin ac neque rutrum, consectetur ligula id, laoreet ligula. Nulla lorem massa, consectetur vitae consequat in, lobortis at dolor. Nunc sed leo odio.