La Revista


previous item | next item

Citation
La Revista

Material Information

Title:
La Revista
Place of Publication:
Ybor City, Tampa, Florida
Publisher:
La Revista
Publication Date:
Language:
Spanish
Physical Description:
v. : ill. ; 31 cm.

Subjects

Subjects / Keywords:
Hispanic Americans -- Periodicals -- Florida -- Tampa ( lcsh )
Periodicals -- Tampa (Fla.) ( lcsh )
Genre:
serial ( sobekcm )

Notes

General Note:
Title from cover. "Semanario de literatura, ciencias, artes y sport" (varies).

Record Information

Source Institution:
University of South Florida
Holding Location:
University of South Florida
Rights Management:
The University of South Florida Libraries believes that the Item is in the Public Domain under the laws of the United States, but a determination was not made as to its copyright status under the copyright laws of other countries. The Item may not be in the Public Domain under the laws of other countries.
Resource Identifier:
023596178 ( ALEPH )
53132764 ( OCLC )
R19-00094 ( USFLDC DOI )
r19.94 ( USFLDC Handle )

USFLDC Membership

Aggregations:
University of South Florida
La Revista

Postcard Information

Format:
serial

Downloads

This item has the following downloads:


Full Text

PAGE 1

A:Ro III. Agosto 16 de 1905. NM. 32. HISPANO CUBANO.Registr a d o e n C orreos, como c orres p ondenc i a d e 2." clase. DIRECTOR: R. M Ybor E.EDACTOR JEI!'.E: ELISEO PREZ. ADMINlSrl'H A D OR: J. MAS C UNANA. REDACOON Y ADMINISTRACION : 9. d Ave. 1520. Telef. Bdl, 852. Correos; Box. n. 7 de Ybor City. CONDICIONE!S 1")8 T.A PUHLTCACLON. Esta ReviS T A se p11hlicani los D o m i ngos Se admite11 t o d a elase d e trahnjos, s i e m p r e c11e no contenp:a n ala q ncs personales, desahogos contra i n'li lll<:i olll'S -,uci e d acles. No s e pnhlit-n r :i n los escrito s qne C:\ret:can de firma resp o nsabl e La Direc ci n d eja : a11totes l a respon sabilidad d.e las opinio11es q n c emitan e.11 s11s escrits I,os trabajos n o titmads que se publiqnctY sebin de la e sclusiva d e la R edaccin. d o anunc ios, eon1uni cados e tc. se h nr:i por adelantado Toda la cnrresponcl e n c ia liter:uia s e clir iji1:i al Directot y la aclmi11i str:tti'' al i\clntinistrador. \ !l, .;:B .1 'F! PR80I0.3 DITI SOdCRTPCIO Y ANUNCIOS. P o r u n n 1es, e n r f a n1pa P o r un t r i mcstre e n iJ. Nmero suelto, corriente .. a trasad os Flle r a d e l a loca lidad, nn trimestre ... Anuncios esp t c io m a r.:ado los $ o 30 o 8:; r o rs r 6o c.>m e n : i nl e;; o n cle r e ho al ntmero. r so Pro fesi onales i d id r El prec i o d e lo s anuncio, s e entiende por un mes y s i la inserci n fn era p o r ms ti empo ms de un espac i o se h a r: e l o p ortnno ele. cuento. bajas pur anuncios y All"'C..:I incio lt C S s e re-in d..! t.en ni11:1r e l 1ne:::, de no haeerlo a...;, t c ndr;_i t q11e ahontr el __, La Estudiantina "Espana.a Organizada en 'l'ampa. e n Enero d e 1904 y e n PI Centro E::-:pao l l a B oc h e del Dumingo 6 d e Agosto d e 1905. Vase l a pgina 261.

PAGE 2

254 l_ T LA REVISTA PAZ ? ., pasado da 10 por fln, presentado los enviados japoneses para la paz, los rusos, las demandas de su nacwn. Muy duro es el golpe que reciben los moscovitas de sus contrarios nipones y mucho tememos que antes de sucumbir tan tremendo golpe, se rebelarn, y quedarn repenti namente rotas todae las negociaciones. Apesar de las grandes dotes diplomticas del Jefe de la Comisin rusa, Mr. Witte, y apesar de lo claro que ve el perjuici0 granrlsimo que atmera su patria la continuacin de la guerra, sin embargo, es demasiado altivo su pueblo y hay la suficiente tenacidad en su raza para no doblegar la cabeza de la manera humillante que pretenden los japoneses. Verdad es que no pue rle desconocerse que cuando el Japn pone condiciones es, porque es tl'iunfador; pero una nacin que cuenta con los recuesos que cuenta Rusia, difcil mente s e resignar pasar por la horca caudina qut< le presenta el Japn. Komura el Jefe ele la Comisin Japonesa lo ha dicho, "nuestras demandas no son ex tremadas como ceeen nuastros c ,)tltrarios; nuestras demandas no sou ms que el resultado legtimo de nuestras victorias alcanzadas por mar y por tierra. Entre las importantes condiciones exigidas por los japoneses nra llegar la paz estn las de:-Indemnizacin por los gastos que h>-1.sta el presente han tenido P-n la guerraCesin al Japn de las islas Sakgfllin. Estas dos peticiones han sido rechazaclas por los rusos, de suerte que, las negociacio nes, tienen hasta el preseute como base las consirleradas de segundo orden como son: Eva cuacin de la Mandchuria-Dececho de p esca eu el litoral de Siberia-'rraspaso de arreu damiento de Vladivostok-Cesiu China del ferro carril chino del Este, etc. cte. No obstante de estat eliminarlos los dos primeros puntos de las discusiouee actuales, por acuerdo de los plenipotenciarios, h w quth.ia lo pospuestos (para tnomeuto s ms opor tuno:;. Esperemos pues el curso ele que tanto inters despiertan en el m nu do y qne tan clebre estu h wieudo el del icioso punto verauiPgo de Portsmouth. Las con vuls i o nes d e Rusia. ms completo y fnebre su des potismo. conspiracion fntcasaria antes de nacer. I. Pocos espritus habr a quit lles no haya impresionado la lectura de las trgicas ncticias que ltimamente ha el cable. La revolucin social, fuer te y flmenRzMlora, porque ha surgido ele ineluclibles leyes econmicas, se transforma en rebe lin poltica, y la autocracia para ahogarla desarrolla toda su abrumadora mquina de clefen y torturas; estamo5i frente nno d e esos conflictos que no pasan intilmente, que cleian si empre uu cambio de situacin como huella. Ahora ha ele deci dirse en Rusia si se hunde el imperio siniestro ele Pedro el GrRnrle si el Czar, nprovechRnrl o la demostracin ele su poder, 1 efu erza junturas que en su mquina faltaban, y hace Nos parece que hay ms proba bilidades para lo primem. II. La orgrlllizncln de un pl<-tn para quitnr Nicols II, y a los suyos el mango del KNUTT con que tantos aos han su rebao, hubiera fracasado inclu da blemen te. Son muy podero sos los anillos polticos, ejr cito, curas, espas y guardias de reserva en que se apuntala el Czar para que pueda vivir se creta una conspiracin y mucho ms si es extensa y pretende triunf:.n desde el primer golpe. Siempre se fraguada el plan; nero entre ponerse de acuerdo, fijar techas, adquirir armas. clesignHr Hgentes, etc., es imposihle no encontnnse con los oios y los o<'los al servicio del Go bierno. Todo movimiento por Pero eP la forma que viene la tormenta, en tendtm os que ser muy difcil caepearla. La revolu cin rusa sale de todas partes, como que responde una rabia col ecLiva en que van mezcladas las huel las y lAs torturas del hambre que regresan al hombre la epoca feroz de las macanas y las cavernas. El Czar usa su remedio de siempre: limpiar la atmsfera caonazos. Pero ahora lo aplica desconcertado, sin saber donde apunta. No hay un centro revolucionario quien ametrallar, no hay un grupo sospechoso quien despedazar a sablazos: sus espas no le dan un norte, ni l e s descubren agen cias secretas como otras veces. En realidad, no pueden hacerlo: no existe organizacin alguna prep61rada ele antemano. Continuar.

PAGE 3

LA REVISTA LAS CAMPANAS. Dos bellas composicio ne s co n el m ismo ttulo y sobre el m i smo tema. Hay en el campanario Cuatro ventanas Y en ellas Cuatro campanas. Con voz aguda veces Y veces grave, Cosas hablan que el labio Decir no sabe. Pero si atento escucho, :Bien pronto advierto Q.u e unas tocan gloria y otras muerto. + Dicen las dos menores : "Cantad victoria! Hoy el alp1a de un nio V uelvelagloria!" Dicen las dos mayores: ''Hoy, mda y grave, Vuel a u n alma afligida ...... Q.ui.Sn sabe!" Y as a lternando tocan, En turno incierto, Un:As veces gloria Y otras muerto. Yo s que por las tard e>, Por las maanas ... Siempre !. ..... he de or las voces De las campanas. Mas quien sabe e n su turno, Siend o tan vario, Q.u tocarn los bronces Del campanario? Yo, 11or ms que medito, Jams acierto Cundo ha de ser gloria Ni cundo muerto. Q_u importa! En los espacios Desvanecido, Su clamor siempre es eco De algn gemido. Recc..rdando en qu pan:. La humana escori:t, Siempre al mundo repiten La misma historia. Y ya alegres, ya tristes, Ello es lo cierto Q_ue aunque toquen : gloria Tocan muerto! Feclerioo Balart. A VfilCes solo pensando pot las maanas escucho el rumor lejano de las campanas. Madrid. La suave brisa corriendo que el rbd mece prolonga el murmullo seco que me entristece. Y luego triste pensando con sn y brisa medito que esas campanas tocan misa Ayer cuando sala Febo por el Oriente sent la lgubre esquila por Occidente. Y estuve por un momento en la alborada oyendo esa voz sonora dulce y pausada. Y entonces d con lo cierto, triste y sumiso, pues esa sa:-rada esquila toc bautizo. No s por que me entristeco si escucho atento las voces del ca m pannrio que tanto siento. A veces tocan confusas sin tn ni sn que me hacen mover las fibra" d e 1 corazn. Y ms me agobian las ronca que luego advierto, pues esas sordas campanas tocan <,mnerto, Yo escucho siempre doblando cuatro ca m panas lo mismo de tarde noche que en las maanas. Me acuesto lll son de la esqu il a del templo santo y escucho el mismo gemido si me levanto. A veces suenan alegres cual en victoria : no tocan esas muerto, tocan gloria. Y o siento luego un repique muy agitado y aqueste ruido me pone ms No tocan esas muerto ni misa tocan, ms suenan de cierto modo JUe me provocan. Y las campanas q u e gime n con tanto goce, ue tocan esas muerto, tocan las doce. Jose .M aury. Cuba y Amrica.-Haba n a

PAGE 4

q Altas bajas? a Cmo ageadan ms las mujeres? Cuando son altas, cuando son bajas? Hay opiniones para todos los gustos. La verdadera belleza, dicen los partiuaeios de las buenas mozas, exige alta estatura, esta tma majestuosa. Lo;, idea de belleza va unida la d e fuerza, y taes incomprensible con una figura endeble y m enuda. Los partidarios de las muje res pequeas razonan de otto modo. Las muje r6s, para que agraden, h:'l.n de s e r bonitas, y lo bonito no s e comp11ginn. bien con las grande s rnasfls. La mu jer e.:;, ante toclo, smbolo de la gracia, de la clebilidad, rle la dulz11ra .... Y s e recurre hasta la Histo ra. Fue1ou famosas por hermo sura Cleopatra, Me.;;alina, Aua de Austria, Catalina de Mrli cis, Mara Antonieta, y todas ella, tenan 1wna estatura; en cambio, la famos a La Rosa Ohri y Diana dfl Poitiers man pequeitfls, Y sil bell eza s e celebr mnchn. De Niuon d e L e ncos se cuen ta que su altura no pasaba cha japonesa. Cmwrlo lleg el tnutttento de la re ti racb, hizo la operacin con onlen admirable, dando constantemente la cara al enemigo. El gran caudillo ruso tiene gmn popularidad en el ejrcito, por4ue sali de las filas y ha sabido elevarse por su valor y pi:n:ici en las hatallas. Ideas de Roosevelt. En un discurso recientemente pronunciado en el CongreliDo Nacional de las Madres, .Roosevelt ha expuesto las siguientes idflas-: "Qu madre desechara su experiencia de alegras y de tristezas maternales, cambio de una vida de fro ego.smo que consistiese Qn la di version per ptua y la exclusin de toda suette de preocupaciones, y muchas veces en el mediu ms se guto de proporcionarse el mximun ele lujos y comotlidades; pew en la cual el hijo no tuviese lugar literalmente? El hom bre la mujer que adrede olvida las supremas bendiciones de los chicos, sea por vicio, sea por frialtlad, por ligereza por Ct m placencia, pot mera imposibi lid;Ld de apreciar la difere11cia entre los mritos importantsi mos y iusignificautes, mere ce un desprecio tan sincf'ro como el qne se tributa al soldado que huye duraute la hatalla 6 al que se ttiega traha.Jat para los qne dependen de l. .El diV<'r-cio fcil f'S una para cualquier u acin. Es uua mal cliciu para la sociedad y uua amena:ta pam el hgat, uu in ceutivo para la iufidelida
PAGE 5

DOLORES. 13 Continuacin. -Y despus, Luis? -Despus? ............ Bueno: de aqu tres meses tendr que ir al Canad. Creo que Lady Ma ria estar de vuelta dentro de dos meses y medio. Cuando ha yamos pasado aqu a lgunos nas har mis preparativos para lle varte conmigo y cuando Lady Mara vuelva y yo hable con ella, le contaremos Lady Nelsowto do lo ocurrido. -Luis, dijo Dolores, despus de un momento de meditacin, mirando al jven con ansiedad. t'ne parece que no hay motivo bas tante para que ocultemos nues tro matrimonio. -Es que no quiero faltar las que deho Lacly Mara; eso es todo. Si su piera dondr est ahora y pudiera escribirle ir verla, todo se hallanaria al punto; pero no me imagine siquiera en que rincn del mundo se halla hoy. Lo que s es que llegar aqu poco an tes de nuestrA partirla; sobre es to no cabe discusin. Adems, como tu ta puede negat su conSPntimiento ltima hora no !5e ra imposible que yo tuviera que irme solo al Canad y aunque soy soldado por inclinacion y amo mi carrern, no se qne sera de mi vida de t. No te pa recen ahora suficientes mis razo nes? Estando ya casad os, me bastar comunicrselo as La dy Mara y decirle que parto contigo. Pero si no nos casamos tes, no s qu complicaciones puecian surgir. Ah, Lola, no debes vacilar! -No vacilo! fu la respuesta. El proyecto qued as arregla do y no hubo el menot tropiezo para llevar cabo la parte preliminar. Lady Nelson convino con alegra en el viaje de sn so brina, pues este indicaba que ya no era tan vivo su interes por el ca pi t A, cuando cie tan buen gra-LA REVISTA 259 do convena en separarse de l y fin que rendirse ante lo inevitade B elmonte. ble, y en aquell a magnfica ma-La buena seora no trat de ana ele Junio, la se')rita Doloexplicarse porque Dolores rehua res Martn qued unida para sus miradas y toda encendida se siempre al capitn Luis Simn. colgaba ele su cuello tiempo de El capitn estaba loco de con ten partir exclamando: to y lo nico que .>erturbaha su -Ah, ta, ele mi alma! Qu felicidad emn las persistentes l-buena es Vd! grimas ele Juana Miller. Dolores emprendi su viaje en -No llore Vd., le dijo ms de l a semana convenida. En la in-una Yez: las l grim11s son de mediata estacion ele ferrocarril, mal ager o e n un a boda. No ex Juana Miller, la doncella noto ponga Vd. peligros desconoc que su seorita n o tomaba pasael os la felicirl ad d e n n ser q u ic:n je para Petrel, que era el lugar ama tanto! de su destino y cuando el tren se L-t I g l es i a d e S;tn N i c:(ll:',, en detuvo ce rca de Graston y Dolo-que se celebr el m a Lrimonio, res le dijo que all deban b;tjar, era una de las mfts atttiguas ele su sorpresa fu grande, aunque Ing laterra. L < ts d esnu
PAGE 6

z6o Cuadros de la Guerr.?.. Go_va, en dibujos geniales, nos los ''Estragos de la guerra." El pintor ruso Ve retschagin nos lo ha mostrarlo en sns cuadros, de un realismo brutnl y elocuente. Ahora, los corresponsales de peridicos nos envan del Extremo Oriente' descrinciones que por clcsg-r :cia, no servirn parn enmendar loe:; monarcas, los polticos y a los puhlicisUts que se complacen e n azu:u1r unos pueblos contr:l otro!'. Pobre Juan Soldado. Un cuadro. H;.1y en Mandchu. ria nnos 11errns errantes, con mezcla de lobos, que Si!!ttP.n a los ejrcitos H1r:1 comerse los sol darlos mn<'rlos. Con frecuencia, para rlespachr pronto Juan S0lflndo. 110 :dn. e l ,,..."l'ach.,, hasta f'll e l gabinete, dibu.i ,s, g-rabarlos, pinturas, es t;-uitas y objetos de tor1as cla ses; pero en tu alcoba no se ven ms qnfl retratos fotognias c!A mi rnrulrP, mo8, de nJwstros pal"ientPs y de las personas que ms qnitores? Por qu lo haces? -Oh! dije sonriPndo, has tocatlo nua de mis ms ntimas y personales idt>as. Quires explicrmela? Qn es lo que no te digo? -Habla, pues. -En mi concapto, la alcoba es la casa lo que la conciencia al alma; es decir el fuero interno, el santuario. En las dems habitaciones se vive junto con otros; en la alcoba se vive consigo mismo. En l a alcoba se ve-rfican los cuatro actos en los que uuo se halla con mayor realidad frente su corazn; all es donde nns dormimos, nos -Jespertamos, estamos enfermos y nos mor mo!!, y an podra aa dir; que all es donde se vela, pues es donde nos acompaa aq nella plida hermana de la no che tu erl ad slo se conoce de nombre; pero qne la ma es compaera casi inseparable: el insomnio! Pue s bien, en e3tas cuatro situac ines 6 circunstancias, es cu;wtlo necesito renuir junto m :. torlos los qne quiero y he querido. an lo que es el despertar. Despertar IJara t es abrir los ojos, estirar lo E brazos, es decir, oh que bien he dormi. 1lo! E;s,.saltar de la cama cantan do y rec>brar alegremente y ou vi vacir1ar1 la posesin de uua co sa que nos pertenece. Pero cmnHio han pasado cuarenta a )s, este renacimiento de ca,la rnaana uo se verifica aprisa y r .an alegrt>nwnlJt-1. A tuedirla qnb uos dt>i-'}H'Pnllem >S dt>l snen, e ntramo,; eti el' rnnndo re.al y seutimos renacer en unestro corazn todos los cuidarlos, torlas las angnstias. E-; la hora
PAGE 7

zlez, Vice.-Para Vocales: los seores Antonio FernindezVicente 'Ojea Jos Cortijo-Francisco P. Martnez_: Salvador Durn-Vicente AntinoriRaul R ig-Pedro Puig-Antonio Cam pos-Evaristo Cabrera-Jos P Fernn dez y Emilio Colom. Conocedores de la capacidad que poseen y del buen desso que anima los elegidos, no dudamos de la buen!l marcha y prosperidad que sabrn imprimirle este Centro de .cultura Nuestros e n fermos. E n la presente semana h a empe7.ado iniciarse alguna m ejora en el delicado estado del carioso amigo Dr. Angel N uestr o compaero Elseo Prez y Da?. aunque no restablecido del todo, e m Jez desde ayer compar tir con nosotros los trabajos de este modesto semanario. Ilo y n o s to::a d a r c uenta de otro enfermo; el antiguo y consecuente amigo, el honrado y laboric.so obreto Manuel guarda cama desde e l vir nes ltimo, siendo s u estado dellcr.dsimo. Mucho no<; alegramos de la mejo. 1 a de los p rim e ro s y hacemos votos porqt.e se ini c i e la del amigo Fuen tes quieu le rodea una uumerosa familia. Proximo enlace En vVest Tamp::t no se duerme lajuventud; menudo se celebran bodas; muy simpticas todas ellas por cierto y que poco poco van formando la socieclacl ele la progresista b arriada, sobre la base de la familia creada al calor de um edificante lazo de moral. Toca en turno una parejita Amiga de nuestra publicncin, que se unir indisolublemente dentro ele nocos clas y que se nombran Rosa Cotanda y Juan Tagle. Desde ahora les anticipamos mucha ventura. La l;studia n tina l; s paa Siempr-e es grato tomar la pola para estampar en lasco lumnas ue un peridico notas simpticas ele hechos que tienen lugar en pueblos como este de Tampa, en que no es vulgar ver sobresalir el esfuerzo de la juven-L A REVISTA tud traducido en pginas glorio sas de la historia del 'arenal," que se desenvuelven saturadas ele armnicas melodias arrancadas los dulces instrumentos de cuerdas. Una Estudiantina es signo evi dente de progreso en una pobla cin, y es fiel reflejo tambin ele que l a cultura avanza en aquel pueblo. Ms si el trabajo es hecho por hombres que clespues ele afanarse todo el da e n la lucha por l a vida, roban al descanso por l a noc h e, horas, para dedicarlas a l estudio de difciles instrumentos, entonces, es ms meritoria l a l abor, son por todos conceptos dignos de a labanzn. Testigos h e mos sido de l a per severancia, l a abnegacin con que han lograd o los jvenes de la Estudiantina colocarla una altura d e honor hoy. Fu fundada la Estudiantina el1. 0 deEnerode I Q04 habiendo sido uno de sus entusias tas organizadores el Sr. Jua n Fer nndez, maestro en el arte Eslava y que desinteresadnmente se prest[ dar clases de solfeo, hasta que lu chando y luchando con una abnega. cin digna de todo e ncomio, pu so en condicion es de entrar en la prctica de la instrumentacin. Una vez logrado este impo rtan te objeto, el Sr. Manuel E sca lante se hizo cargo de su direcc i n. La Estudiantina teniendo en cuenta los m ritos contrados por el Sr. Fernndez, lo nombr Socio de Ho n o r. B ajo la direccin ele! Sr. Escalan te, la Estudi antina h a progresad o rpida mente. El S r. Escalante n o s lo es un buen m;;ico, es adems un buen Maestro. Las cuerdas de la "Bandurria" vibran sonoras la m s ligera presin de su!> dedos que C < :rren veloces p o r la escala, s i empre en ps de la armona y del tiempo. El instrume nto se cie amoroso sns manos. cruge y parece como que dobla h erido por la se nsa c i n del arte Divino que lo nimba de luz g l oriosa La Estudiantina puede y debe esperar mucho de este hombre que adem!s de estar ins >irado p o r el ge nio de l as melodas tiene un tesn toda prueba, por l o que asegura m os que llegar muy lejos la institucin. El Domingo 6 del mes en curso (Agosto) hizo s u debut ante el pblico la Estudiantina "Espaa" en z6r Ll funcin q u e b e n eficio de la Sec. cin de Beneficencia, celebr e l Centro Espaol. Al te1'minarse el acto primero y algunos minutos, levants e el teln y apareci la Estudiantina cubriendo todo el mplio escenario. Una salva de aplausos los salud. Su nmero de miembros h asta la fecha es el de 25; todos ocupfiban sus asientos con el orden y disc ipli n a que tan notablemente ha sabido imprimi r l e el Director. E s te apare c a i la derecha del ptblico A una se:,J del Director. la Es tudiantina rompi con la Mazurka Un silenci o profundo reinaba en todo el sa l n repl e to d e tes. Presentarse p o r primera vez un pblico y conser-var la serenidad necesaria, no es cosa L c il, mas ello concurri de manera brillante en todos )os miembros ele la Estudi:lr tina, de Director nbnjo. "!:..a pieza musical s:-t!i perfecta. mente instrumentada y sus ritmo ele ctrizaron los oy entes que justa mente l os colmaron de aplausos al conclu r. Vino de spus "La Llanisca" pre. c i osa jota muy bien locada tambi n v co n ella conclui nn l o s dos n tme ;os fi_indos en el programa p :r la Estudiantina. Pero el pblico n o s e conform con eso y fre nticame nt e aplaucla, hasta que por fin dispsose tocnr les una 1\1archa que como las pieza : anteriores, fu muy apl _wdida. Nosotros no podemos por m e nos que f elicitar toclos los entusiastas jve nes que componen la Estudiantina "Espna", estimulindolos pHra que contin6en e n su meritoria cuan provec hos;: labor. Lo ms escnbroso yn lo hnn y estn ahornen p i ele lograr nlgo cue es muy glorioso y laudable, ln perfecta orgf1nizn cin de ese cuerpo, pnra presti gio de l a institucin y honrn rle su pn tria. Tambin llegue nuestra felicitacin muy SillCerH a 11Uestto amigo Manuel Escnlante, que se ha hecho inclurl a hlemente acree dor a la a
PAGE 8

E-< 00 > < N \0 C'4 ., GOOD BYE TR.OLLEY CAR. de alegres ninos qt: e han sado el JI


printinsert_linkshareget_appmore_horiz

Download Options [CUSTOM IMAGE]

close
Choose Size
Choose file type

Cite this item close

APA

Cras ut cursus ante, a fringilla nunc. Mauris lorem nunc, cursus sit amet enim ac, vehicula vestibulum mi. Mauris viverra nisl vel enim faucibus porta. Praesent sit amet ornare diam, non finibus nulla.

MLA

Cras efficitur magna et sapien varius, luctus ullamcorper dolor convallis. Orci varius natoque penatibus et magnis dis parturient montes, nascetur ridiculus mus. Fusce sit amet justo ut erat laoreet congue sed a ante.

CHICAGO

Phasellus ornare in augue eu imperdiet. Donec malesuada sapien ante, at vehicula orci tempor molestie. Proin vitae urna elit. Pellentesque vitae nisi et diam euismod malesuada aliquet non erat.

WIKIPEDIA

Nunc fringilla dolor ut dictum placerat. Proin ac neque rutrum, consectetur ligula id, laoreet ligula. Nulla lorem massa, consectetur vitae consequat in, lobortis at dolor. Nunc sed leo odio.