Valoración antropométrica y nutricional de la comunidad de San Luis, Monteverde


previous item | next item

Citation
Valoración antropométrica y nutricional de la comunidad de San Luis, Monteverde

Material Information

Title:
Valoración antropométrica y nutricional de la comunidad de San Luis, Monteverde
Translated Title:
Anthropometric and nutritional assessment of the community of San Luis, Monteverde
Creator:
Bretnall, Ann
Hutchison, Scarlett
Rodríguez, Lourdes
Sánchez-Castillo, Claudia
Smyntek, Ann
Publication Date:
Language:
Texto en Español

Subjects

Subjects / Keywords:
Nutrition ( lcsh )
Nutricion ( lcsh )
Obesity in women ( lcsh )
Obesidad en mujeres ( lcsh )
Nutrition surveys ( lcsh )
Encuestas de nutricion ( lcsh )
Costa Rica--Puntarenas--Monteverde Zone--San Luis
Costa Rica--Puntarenas--Zona de Monteverde--San Luis
Community Health 2001
Salud comunitaria 2001
Genre:
Reports

Notes

Summary:
Datos y recomendaciones del resultado de un estudio antropométrico y nutricional en San Luis, Monteverde, Puntarenas. ( ,,,,,,,,,,,, )
Summary:
Findings and recommendations resulting from an anthropometric and nutritional study in San Luis, Monteverde, Puntarenas.
Abstract:
La valoración nutricional y antropométrica pretende recoger y analizar, los niveles antropológicos de nutrición, hemoglobina y realizar un examen clínico general. Este estudio fue hecho en el Centro de salud de San Luis, el 9 de julio del 2001. Una medición de 24 horas entre madres e hijos menores de 5 años, los cuales habían sido destetados, se realizó entre el 10 y el 11 de julio, en las casas de las familias de San Luis. Los datos de la frecuencia cualitativa y cuantitativa de los alimentos fueron recolectados. Los datos antropométricos fueron analizados en los siguientes programas computarizados Epi Info 2000, SPSS 10.0 for Windows, and Microsoft Excel. La frecuencia de los alimentos obtenidos de las dietas estudiadas fue analizada en Microsoft Excel. Encontramos que la desnutrición no parece ser un problema en las muestras estudiadas y que entre un 5 y un 10% de los niños y niñas menores a 12 años, están en riesgo de tener un crecimiento apropiado. Las niñas sufren un mayor riesgo de volverse obesas que los niños, al igual que las mujeres en comparación con los hombres. Los resultados de las pruebas de hemoglobina indican que la anemia no parece ser un problema en la comunidad estudiada, a pesar de que los resultados no son muy claros para los niños menores a 3 años y las mujeres embarazadas. Los exámenes clínicos detectaron bajos niveles de ‘Bocio” en mujeres y niños. El análisis de los alimentos ingeridos con más frecuencia, señala que los más comunes son: arroz, frijoles, y café con leche. También el aceite y el azúcar fueron consumidos frecuentemente en la población estudiada. Este análisis indica que los niños no están consumiendo suficientes alimentos proteínicos de buena calidad, como lo son las carnes rojas, la leche, los huevos, y tampoco reciben suficiente vitaminas A y C. Se hicieron recomendaciones acerca de los hábitos alimenticios más saludables, tanto como otros detalles para futuras investigaciones.
Abstract:
The Anthropometric and Nutritional Assessment aimed to collect and analyze anthropometric, nutrition, and hemoglobin levels, and to conduct a general clinical exam. This study was done at the San Luis Clinic on July 9, 2001. A 24 hour dietary recall survey of the mother and one child less than five years of age, who has been weaned, were conducted on July 10th and 11th, 2001, at the homes of people living in the San Luis area. Qualitative food frequency data and quantitative data were collected. The anthropometric data was analyzed in the computer programs Epi Info 2000, SPSS 10.0 for Windows, and Microsoft Excel. Food frequency dataobtained from the dietary recall surveys was analyzed in Microsoft Excel. We found that malnutrition does not appear to be a problem in the sample studied, and that between 5% and 10% of boys and girls below the age of 12 are at risk for stunting. Young girls are more at risk for being overweight than boys, and women are much more likely to be obese than men. The results of the hemoglobin test indicate that anemia does not appear to be a problem in the community studied, although results are unclear for children under 3 years of age and pregnant women. The clinical exams detected low levels of goiter in women and children. The food frequency analysis indicated that the most common foods eaten were rice, beans, and café con leche. Oil and sugar were frequently used in the population studied. This analysis indicated that children are not getting enough of good quality protein, such as animal protein from red meat, milk and eggs, and that people’s diets tend to be low in vitamins A and C. Recommendations regarding healthy eating habits were made, as well as more detailed recommendations for future research.
Biographical:
Student affiliations : University of South Florida
Acquisition:
Digitized by MVI

Record Information

Source Institution:
Monteverde Institute
Holding Location:
Monteverde Institute
Rights Management:
This item is licensed with the Creative Commons Attribution Non-Commercial No Derivative License. This license allows others to download this work and share them with others as long as they mention the author and link back to the author, but they can’t change them in any way or use them commercially.
Resource Identifier:
M38-00001 ( USFLDC DOI )
m38.1 ( USFLDC Handle )

Postcard Information

Format:
Book

Downloads

This item has the following downloads:


Full Text

PAGE 1

Valoración Antropométrica y Nutricional de la Comunidad de San Luis, Monteverde Ann Bretnall Scarlett Hutchison Lourdes Rodríguez Claudia Sánchez Castillo Ann Smyntek Globalización, Nutrición y Salud Instituto de Monteverde 24 de junio – 21 de julio 2001

PAGE 2

Resumen La valoración nutricional y antropométrica pretende recoger y analizar, los niveles antropológicos de nutrición, hemoglobina y realizar un examen clínico general. Este estudio fue hecho en el Centro de salud de San Luis, el 9 de julio del 2001. Una medición de 24 horas entre madres e hijos menores de 5 años, los cuales habían sido destetados, se realizó entre el 10 y el 11 de julio, en las casas de las familias de San Luis. Los datos de la frecuencia cualitativa y cuantitativa de los alimentos fueron recolectados. Los datos antropométricos fueron analizados en los siguientes programas computarizados Epi Info 2000, SPSS 10.0 for Windows, and Microsoft Excel. La frecuencia de los alimentos obtenidos de las dietas estudiadas fue analizada en Microsoft Excel. Encontramos que la desnutrición no parece ser un problema en las muestras estudiadas y que entre un 5 y un 10% de los niños y niñas menores a 12 años, están en riesgo de tener un crecimiento apropiado. Las niñas sufren un mayor riesgo de volverse obesas que los niños, al igual que las mujeres en comparación con los hombres. Los resultados de las pruebas de hemoglobina indican que la anemia no parece ser un problema en la comunidad estudiada, a pesar de que los resultados no son muy claros para los niños menores a 3 años y las mujeres embarazadas. Los exámenes clínicos detectaron bajos niveles de ‘Bocio” en mujeres y niños. El análisis de los alimentos ingeridos con más frecuencia, señala que los más comunes son: arroz, frijoles, y café con leche. También el aceite y el azúcar fueron consumidos frecuentemente en la población estudiada. Este análisis indica que los niños no están consumiendo suficientes alimentos proteínicos de buena calidad, como lo son las carnes rojas, la leche, los huevos, y tampoco reciben suficiente vitaminas A y C. Se hicieron recomendaciones acerca de los hábitos alimenticios más saludables, tanto como otros detalles para futuras investigaciones. Introducción El equipo de investigación interdisciplinario para este proyecto, analizó y reportó los resultados a la comunidad de San Luis. El equipo estuvo compuesto de 5 personas, que a su vez se dividieron en dos grupos específicos: Análisis antropométrico y análisis nutricional. El equipo de Análisis Antropométrico estuvo compuesto por: Ann Bretnall, estudiante de antropología de la Universidad de South Florida, Ann Smyntek, estudiante de Salud Pública en la Universidad de Ohio y Claudia Sánchez Castillo, doctora e investigadora de la Universidad Nacional de México. El grupo del Análisis Nutricional estaba compuesto por: Scarlett Hutchison, enfermera graduada y estudiante de Antropología en la Universidad de Alaska Fairbanks y Lourdes Rodríguez, doctora e investigadora de farmacología de la Universidad de Morelos en Cuernavaca, México. Los dos equipos trabajaron en cooperación a través del proyecto, compartiendo y combinando resultados y recomendaciones. Los equipos investigaron estos temas para aprender como recoger y analizar los datos antropométricos y nutricionales. Tuvieron la oportunidad de proveer conclusiones y recomendaciones tangibles para la comunidad de Monteverde. Los objetivos de este proyecto son dobles. Primero, esperamos crear conciencia en las personas al respecto de su salud y el estado nutricional de la misma. Segundo, esperamos proveer algo de educación y motivación para cambiar los hábitos nutricionales negativos al ofrecer recomendaciones simples y prácticas que mejoren la salud nutricional, estimulando una conducta más acorde con estas necesidades de salud.

PAGE 3

Estado de la Valoración Nutricional y Antropométrica en la Zona de Monteverde Antecedentes de la Nutrición en Costa Rica El proceso de transición que tuvo Costa Rica en la década de los 70, en términos de salud, casi no tiene precedentes en ninguna otra parte del mundo. Hay dos medidas que indican que un país está pasando por un proceso epidemiológico son la mortalidad infantil y la expectativa de vida promedio. Al inicio de la década de los 70 cada 1000 niños 62 morían, al iniciar la década de los 80 solo morían 19 niños. Al mismo tiempo el promedio de vida se incrementó en 10 años. Al inicio de los 70 el promedio de vida era de 67 años, en el año de 1997 llegó a ser de 77. Adicionalmente la incidencia de desnutrición en niños menores a 5 años se redujo en solo 4 años a un 11%. De 45% en 1978 a 34% en 1982 (United Nations University Press, 2000) El origen de las mejoras en la nutrición de los costarricenses de hoy, está en los programas de nutrición que se establecieron en los años de 1950 1960. En 1966 se llevó a cabo un censo nutricional en todo el país. Las principales deficiencias alimenticias que se detectaron incluían a la vitamina A, las proteínas, las calorías, el yodo y el “folate”. Los datos del peso por edad indicaban que un 57% de los niños presentaban algún grado de desnutrición. Además de tener un 18% de ‘Bocio’ (Muñoz & Scrimshaw, 1995) Al inicio de los 70, los Centros de Educación y Nutrición (CEN) fueron fundados, con la colaboración de CARE y las comunidades locales. La Fundación Family Allotment fue establecida en 1975, como uno de los resultados de Centros Integrados para los cuidados del niño (CINAI), cuya principal función es la de asegurar la nutrición de los infantes entre los 2 y 6 años de edad. Desde sus inicios los CEN y CINAI se han involucrado en numerosas actividades de alcance educacional en sus comunidades, incluyendo las visitas a los hogares, el desarrollo de habilidades y la distribución de material educativo, a través de las imprentas, la radio y la televisión. (Muñoz & Scrimshaw, 1995). En los 70s, la presión nacional e internacional logró que durante la gestión del presidente José Figueres se fortificara la sal con yodo, y el azúcar con vitamina A. Al final de esta década estas iniciativas lograron que descendieran las deficiencias de estos elementos en la dieta de los niños costarricenses, a tal grado que dejó de ser un problema de salud pública. (Muñoz & Scrimshaw, 1995; United Nations University Press, 2000). La Nutrición en la Zona de Monteverde El Ministerio de Salud en conjunto con los servicios de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) presupuestó y colocaron un médico y una enfermera a medio tiempo en la Clínica de Monteverde, en 1983. La clínica y sus servicios han sido mejorados a través de los años y en 1995 quedó declarada como parte de uno de los sectores de salud con influencia para recibir los beneficios de los programas de EBAIS, que significa Equipos Básicos de Atención Integral de Salud.

PAGE 4

En 1997, se estableció un EBAIS para San Luis y parte de Guacimal, lo que permitió que se trajera una plaza médica más para esta área. Las instituciones mencionadas anteriormente, son las entidades responsables para suplir información nutricional en esta región. (Análisis de Situación de Salud, 2000). Descripción de la Comunidad de San Luis San Luis es una comunidad aledaña a la de Monteverde, con una población aproximada de 3.258 personas. Esta localidad en la cordillera de Tilarán a un nivel de 1450 metros sobre el nivel del mar. Está a una distancia aproximada de 7 kms del Instituto de Monteverde. El clima es tropical húmedo con una temperatura promedio de 15 a 25 grados Celsius. El promedio de humedad es de 79%, alcanzando niveles del 100% durante la estación lluviosa. (Análisis de la Situación de Salud de Monteverde, 2000) San Luis se sitúa dentro del área de influencia de la actividad lechera de Productores de Monteverde (PROMONSA), lo que les da acceso a los productos lácteos. El café es la cosecha más importante. La mayoría de los hombres trabajan en la agricultura, mientras que las mujeres realizan las actividades domésticas ó asisten en las agrícolas. Métodos Este estudio incorporó métodos antropométricos, un estudio hematológico de la anemia y una valoración numero lógica de las deficiencias nutricionales, incluyendo al yodo y una medición dietética. Antropometría El término “antropometría nutricional” ha sido definido como “las medidas de las variaciones en sus dimensiones físicas de la composición total del cuerpo humano en sus diferentes niveles de edad y grados de nutrición” (Gibson, 1990: 155). Hoy las medidas antropométricas son bastante usadas en la valoración de los estados nutricionales, en particular cuando a un desequilibrio crónico entre la proteína consumida y la energía gastada. Estos disturbios modifican el patrón de crecimiento físico y las proporciones relativas de los tejidos, como son la grasa, los músculos y los líquidos corporales. Hay dos clases de medidas antropométricas: medidas de la composición del cuerpo y el crecimiento. Las medidas del cuerpo pueden subdividirse a su vez en grasa corporal, y la masa “libre” de grasa, las que son los mayores componentes de la masa total del cuerpo. Los índices antropométricos pueden derivarse directamente de una sola medida básica, como lo son: el peso por edad, la altura por edad; o de una combinación de medidas básicas, como serian el peso y la talla, el grosor de la piel en varios lugares, y/o la circunferencia de los miembros. Algunas combinaciones, como el grosor de los pectorales y la circunferencia de los antebrazos, son usadas para hacer predicciones y estimar la musculatura y grasa de los miembros superiores. Lo último, nos daría una indicación de la masa muscular y el total del contenido de grasa del cuerpo, respectivamente. Los índices antropométricos tienen sus ventajas y limitaciones, pero pueden usarse para controlar periódicamente los cambios en el crecimiento y composición

PAGE 5

del cuerpo, de los individuos y los grupos poblacionales. Las medidas antropométricas más usadas son la estatura (alto y largo) y el peso. (Gibson, 1990) En estudios de población, los índices antropométricos pueden ser comparados usando porcentajes y/o conteo derivado de los datos de una referencia apropiada. Los porcentajes son recomendados para evaluar los índices antropométricos de personas en países industrializados. El resultado del conteo es preferible para países menos industrializados, porque los estudios de población a menudo tienen índices muy por debajo de las referencias internacionales para la población. (US NCHS). Asimismo, los índices de individuos con proporciones por debajo del índice del límite de las referencias predeterminadas, pueden ser también determinados. Los métodos de evaluación antropométricos son necesarios para valorar los estados nutricionales de los grupos de población e identificar a los individuos con desnutrición. Los métodos que se elijan van a depender de los objetivos que se pretendan alcanzar en el estudio y de las facilidades disponibles para manejar los datos. En los estudios poblacionales que involucren mediciones, o datos cruzados de la nutrición por secciones, estos datos deben de ser presentados como frecuencia de la distribución de los índices antropométricos. La organización Mundial de la Salud (WHO, 1983) recomienda hacer comparaciones de estas distribuciones con sus correspondientes datos de referencia, NCHS. Adicionalmente, la proporción, de la muestra de los individuos con índices inferiores o superiores a los límites de referencia predeterminados, sustraída de los datos de referencia apropiados, puede ser determinada. Para identificar y clasificar a los individuos desnutridos, los índices antropométricos pueden ser comparados con los límites de referencia predeterminados o puntuaciones que puedan clasificar a un individuo en una o más categorías que indiquen la severidad de la desnutrición o riesgo de mortalidad. Los sistemas de clasificación también pueden indicar el tipo de desnutrición. Por eso es que generalmente de una referencia de datos apropiada para cada indicador. En los estudios de población, la distribución de los indicadores antropométricos puede ser comparada usando porcentajes o puntuaciones derivadas de los datos de referencia. En cada caso la distribución del indicador para el estudio de la población puede ser tabulada o representada gráficamente. Este planteamiento destaca las características críticas de la distribución del estudio de la población. Solamente en casos de que el tamaño de las muestras tomadas de la población estudiada sean muy pequeñas, el significado o valor medio del indicador por edad o sexo debería de ser comparado con sus correspondientes en los datos de referencia. Puntuación o Conteo (Standard Deviation Scores) El uso normal de la puntuación, es recomendado para evaluar los datos antropométricos de países menos industrializados. El método mide la desviación de las medidas antropométricas tomadas de las referencias promedio en términos normales de desviación o puntos Z. Las normas de puntuaciones desviadas, puede ser definidas dentro de los límites de los datos de la referencia original. Consecuentemente, los individuos con índices por debajo de los extremos de los porcentajes de los datos de referencia pueden ser clasificados correctamente. La puntuación SD, la cual es calculada para cada sujeto de la muestra, es una medida del valor de un individuo con respecto a la distribución de la población de referencia. La puntuación es calculada usando la siguiente fórmula:

PAGE 6

Puntuación = el valor del individuo – el valor promedio de la referencia de población Valor normal de la población de referencia Los límites de referencia usados en las puntuaciones del SD varían, a menudo la puntuación de 2 SD es asignada para indicar el riesgo de una severa desnutrición proteínica, mientras que la puntuación de +2.0 es un indicador de riesgo de obesidad. Los límites de referencia se comparan contra los índices de todas las edades, cuando están basadas en la misma norma de puntuación. (E.g. 2.0 SD) (Waterlow, et al., 1977). Porcentajes Los porcentajes pueden ser además usados para calificar a los individuos. El porcentaje de un individuo de una edad y sexos conocidos pueden ser calculados exactamente, si los porcentajes numéricos están disponibles para los datos de referencia. Alternativamente el rango de los porcentajes dentro del cual caen las medidas de un individuo puede ser leído en los datos de referencia. Dependiendo de los datos de referencias usados, estos pueden comúnmente usarse para designar individuos como “en riesgo de “desnutrición, cuando estén entre el tercer y quinto lugar o sobre nutridos cuando sobrepasen el 97 o 95 por ciento. (Gibson, 1990) Circunferencia de la Mitad del Antebrazo La medida por circunferencia de la mitad del antebrazo por si misma, o en conjunto con el factor de la edad, puede ser usada para discriminar la desnutrición por falta de proteína energética, cuando el peso, la estatura o la edad son imposibles de precisar en los niños. La circunferencia del brazo es relativamente independiente de la edad de los niños entre el primer año de vida y los 5 años, y muy fácil de medir. Ambos datos son buenos para valorar el deterioro, condición resultante por una desnutrición aguda y susceptible de una intervención nutritiva. Los puntos de las medidas de la mitad del antebrazo que son usadas para distinguir la normalidad nutritiva varia. Algunas veces un solo punto es escogido para los niños entre 1 y 5 años. (E.g. 13.5 cm) Alternadamente una serie de puntos pueden aplicarse a los niños del mismo grupo de edad, para clasificarles los grados de desnutrición. Circunferencia de la mitad del antebrazo (cms) Categoría >13.5 Normal 12.5 13.5 Posible mediana desnutrición <12.5 Desnutrido Cuando el indicador de la medida de la mitad del antebrazo es usado junto con la edad, 85% o 80% de la medida de referencia es comúnmente usada como referencia límite. La medida Polaca de referencia de la circunferencia ha sido usada. (Wolanski, 1974). Grosor de la Piel Simple como Medida para Valorar la Grasa Corporal El grosor de la piel es una medida que provee una estimación del tamaño del depósito subcutáneo de grasa, el cual a su vez nos da un cálculo del total de la grasa corporal. (Durnin & Rahaman, 1967). En general el grosor

PAGE 7

de la piel de los tríceps (tríceps SKF) ha sido el sitio más seleccionado para una simple e indirecta medida de la grasa del cuerpo. Este sitio sin embargo, parece ser apropiado para la valoración solo de mujeres y niños. Metodología Dietética Las medidas para estudiar la salud y nutrición comunitaria deben de incluir encuestas y exámenes clínicos. Las medidas pueden ser usadas para valorar la salud nutricional de un individuo, de la familia y de la comunidad. Estas medidas también ayudan a los nutricionistas al hacer las recomendaciones que ayudarán a mejorar la salud y el estado clínico dentro de la comunidad. Las encuestas dietéticas facilitan, una valoración más integral de un individuo o la familia en el estado nutricional, y sus correlaciones clínicas, como lo son las enfermedades crónicas y agudas, la obesidad, la anemia, etc. El método de recoger la información alimenticia durante 24 horas es bueno para valorar el consumo nutricional, y para optimizar los datos, la información debería recogerse al menos tres veces más, así la información sería más veraz al representar el consumo de alimentos. Las encuestas dietéticas son bastante baratas, fáciles de realizar, y no se requiere de personal especializado. Es importante buscar comidas no recoded y conocer los nombres y la composición de los alimentos regionales. Conocer el lenguaje regional de donde se recoge la información es crucial para entender el tipo de consumo alimenticio. Los datos cualitativos y cuantitativos pueden ser obtenidos a través de un cuestionario específicamente diseñado para valorar la información nutricional de un individuo y/o su familia. Las encuestas cuantitativas nos dan un reporte del tipo y la cantidad de alimentos consumidos en un período de tiempo determinado, en un individuo o la familia. Este tipo de encuesta requiere que se reporte individualmente las medidas hogareñas para cada alimento que se consume. Las medidas son convertidas en gramos y mililitros para analizar y comparar las tablas de comida. Estas encuestas permiten a los investigadores hacer recomendaciones más apropiadas, acerca del estado nutricional del individuo o la familia. Las encuestas cualitativas están diseñadas para determinar cuales alimentos consumen en cada tiempo de comida, incluyendo las meriendas. Los datos recogidos son entonces utilizados para calcular la frecuencia de los alimentos y son comparados con los grupos alimenticios básicos y se recomiendan como guías. Una vez que los datos de las frecuencias alimentarias son completados y analizados, se pueden hacer las recomendaciones adecuadas. Métodos de Investigación Antropometría Las medidas antropométricas fueron tomadas en el Centro de Salud de la comunidad de San Luis, al que nos referimos como la clínica de San Luis. Estas medidas fueron recogidas por los miembros de la clase Globalización, Nutrición y Salud del Instituto Monteverde.

PAGE 8

El grosor de la piel, la circunferencia de la mitad del antebrazo, los pesos y las estaturas fueron tomados en adultos. El peso (Wt) fue registrado en todos los sujetos, a quienes se les pidió que se quitaran los zapatos antes de tomarles el peso. Los niños menores de dos años fueron sostenidos por sus madres, y ambos fueron pesados en la escala de pesar. Luego la madre fue pesada sin el niño, y su peso fue registrado, así como el del niño, el cual resultó de restar el peso de la madre y el niño juntos, menos el de ella. Tanto con los adultos como con los niños, la misma balanza fue usada para medir el peso más cercano a los 100g (Lohman et al, 1988). La altura (Ht) fue tomada en metros (m), y a los sujetos se les pidió que se quitaran los zapatos antes de medirlos. En los adultos y los niños mayores de dos años, la estatura fue hecha con ‘stadiometer’ portátil conectado a una plataforma graduada en 0.1m. Los niños menores de dos años fueron medidos recostados desde la corona de la cabeza hasta los talones con un metro de madera pegado a la mesa. (Infantómetro). La circunferencia de la mitad del antebrazo (MUAC) fue tomada a todos los sujetos, usando una cinta métrica plástica de aproximadamente 0.6cms de ancho. El dobles de piel de los tríceps fue medida en todos los sujetos como lo describen Durnin and Womersley (1974) con un calibrador de doblez Holtain (CMS Weighing equipment LTD, 18 Camden High Street London NW1 0JH, UK). La medida del doblez de piel de los tríceps fue hecha a la mitad del antebrazo izquierdo, entre el proceso de ‘acromion’ y la punta del ‘olecranon’, con el brazo guindando y relajado. Para marcar el punto medio, el brazo izquierdo es doblado a 90 grados del codo, con la palma hacia abajo, atravesando el cuerpo. Entonces la punta del proceso de ‘acromion’ del omoplato a la orilla del hombro y la punta del proceso de ‘olecranon’ de la ulna es localizada y marcada. La distancia entre estos dos puntos es medida usando una cinta no elástica, y el punto medio es marcado directamente en línea con el punto medio del codo y el proceso de ‘acromion’. La medida del doblez de piel de los tríceps fue hecha con el brazo izquierdo extendido de modo que cuelgue suelto al lado. Entonces el examinador toma un doblez vertical más la grasa que halla debajo de ese pellizco grande, arcando el punto medio un centímetro por arriba del punto medio, en línea con el proceso de olecranon, usando los dedos pulgar e índice. El doblez de la piel es jalado con gentileza alejándolo del tejido muscular y entonces las tenazas del calibrador se aplican en ángulos rectos, exactamente en la marca del punto medio. Varios índices fueron usados para clasificar la desnutrición y la sobrealimentación. En los menores a 18 años, los índices fueron calculados con los estándares de las referencias antropométricas CDC. (Jordan, 1986), el peso por altura (Wt Ht), el peso por edad (Wt Edad) y la altura por edad (Ht Edad). Estos índices antropométricos fueron evaluados usando las clasificaciones más modernas recomendadas por la OMS, con la puntuación Z. (WHO, 1983; 1995) El esquema de la puntuación Z fue entonces usado para valorar la

PAGE 9

desnutrición en línea con el concepto defendido por Waterlow (1972). Los límites de referencia para la medida inferior y superior fueron tomados. (WHO, 1983). En los adultos mayores de 18 años, el índice de masa corporal fue (BMI) calculado como: Wt (kg)/ Ht2 (m2) El BMI fue usado para valorar el sobrepeso y la obesidad, tal como lo propone la OMS. WHO (1995, 1997). Hematología La anemia es un problema básicamente en las regiones tropicales. Es asociada con deficiencias en las capacidades físicas y mentales de las poblaciones en general. Por esta razón su valoración fue considerada una prioridad en el estudio de este campo. Personal entrenado tomó muestras de sangre capilar de los sujetos, niños y adultos, con un ‘currette’ que extraía pequeñas cantidades de sangre de la población participante en la zona de Monteverde. El ‘currette’ fue luego colocado en el sistema mecánico ‘Hemocue’ y los niveles de hemoglobina estaban disponibles inmediatamente. Examen Clínico El examen clínico fue tomado por dos médicos, quienes primeramente observaron los signos funcionales de la desnutrición, tanto como otras enfermedades agudas o crónicas. Los doctores examinaron los cabellos, ojos, piel, uñas y garganta de los sujetos, buscando además signos de ‘Bocios’. Las anormalidades encontradas fueron anotadas en los expedientes clínicos de cada paciente. Valoración Nutricional Para el propósito de este estudio, fueron recogidos principalmente los datos de calidad en mujeres y niños seleccionados de la zona de Monteverde. Una encuesta sobre sus dietas de 24 horas, fue el instrumento escogido para hacer una valoración inicial de los patrones de frecuencia de su alimentación. Los miembros del curso de Globalización, Nutrición, y Salud condujeron una valoración nutricional de las madres y uno de sus hijos de los 12 hogares seleccionados en el área de San Luis. El niño escogido debería ser menor de 5 años y el penúltimo de la familia que ya hubiese sido destetado. Las encuestas fueron realizadas durante las visitas a las residencias de los sanluiseños de su comunidad en las mañanas de los días 10 y 11 de julio del 2001. Para ser estudiadas fueron seleccionadas 20 mujeres entre los 19 y 71 años de edad, y 8 niños entre el año y medio y los 6 años de edad. Los detalles de las dietas consumidas en cada hogar fueron recogidos de las jefas de hogar y uno de sus hijos. Los análisis cuantitativos fueron completados con dos sujetos, una mujer adulta y un niño. Los análisis cualitativos fueron completados con los 12 adultos y 8 niños. Los datos cualitativos fueron organizados en una pirámide y comparados con la Pirámide tradicional de la Dieta de Salud Latino Americana

PAGE 10

(Appendix A) para determinar deficiencias o excesos en las dietas. Adicionalmente, una valoración de riesgo fue conducida con los datos recogidos de la frecuencia alimenticia entre las 12 mujeres. Análisis Estadístico El paquete estadístico para las Ciencias Sociales SPSS 10.0 para Windows (SPSS Inc. Chicago III) fue el programa computarizado primario utilizado para conducir el análisis. Además de Epi Info 2000, un programa estadístico desarrollado por el Centro de Control y Prevención de Enfermedades (CDC) de Atlanta, Georgia, y el programa de Microsoft Excel fue usado para conducir análisis estadísticos. Hallazgos Sujetos El estudio incluyó un total de 122 personas, 36 mujeres, 20 hombres, 40 niñas y 26 niños, todos entre las edades de: 8 meses a 88 años. Esta no fue una muestra al azar, pero elegida por si misma, ya que la comunidad fue invitada a participar en nuestro estudio. Información Demográfica Un total de 40 hogares fueron encuestados en la Clínica de San Luis. Las familias vinieron de tres sectores de la comunidad de San Luis: Los Altos de San Luis, incluyendo a la Finca La Bella, y la región de las Cataratas, el INVU y el Bajo de San Luis. Un análisis demográfico reportado por los jefes de hogar mostró que el 60% de los hombres trabajan en agricultura, mientras que el 80% de las mujeres hacen las labores domésticas en sus casas. El 95 de los hogares encuestados eran de matrimonios. El 98% tenían agua potable, un 80 tenían servicios sanitarios, y un 20% aún usan las letrinas. Las formas de transporte, el número de habitaciones en las casas y radios y/o televisores sirven como medidores de su poder socioeconómico. La mitad de los hogares entrevistados tenían algún tipo de medio de transporte, siendo el más común la moto, el 63% de los que tenían aún medio de transporte. El promedio de habitaciones por casa era de 3.3, en un rango entre 2 y 8. El 85% de las casas tenían radio y el 72% una televisión. Resultados Antropométricos Los datos recolectados de cada uno de los sectores de San Luis fue combinado para los análisis estadísticos. Las Tablas del 1 al 4 muestran los valores observados y derivados (mean + SD) de las variables antropométricas de los adultos y los niños. Había diferencias entre los hombres y las mujeres en casi todos los índices, incluyendo la altura (Ht), peso (Wt). Circunferencia de la mitad del brazo (MUAC), doblez de la piel, los niveles de hemoglobina, y el índice derivado de la masa corporal (BMI). En las medidas de los adultos, los hombres tal y como se esperaba eran más altos y pesados que las mujeres, pero en las medidas BMI las mujeres fueron significativamente más elevadas que los hombres. El exceso de adiposidad fue confirmado en las niñas y las

PAGE 11

mujeres que tenían los tríceps mucho más grandes que los niños y los hombres, haciendo que las diferencias se destacaran más en el grupo de adultos. Tabla No.1: Frecuencias de Hombres Adultos (=>18) Altura Peso MUAC Triceps SKF HGB BMI Edad 2(y) N Valid 20 19 20 20 17 19 20 Missing 0 1 0 0 3 1 0 Mean 166.735 68.121 29.780 10.495 15.212 24.7732 44.588 Median 165.900 67.900 29.500 10.200 15.100 24.7000 38.958 Std. Deviation 7.967 12.277 2.680 4.007 1.061 2.9497 17.488 Minimum 153.3 50.5 24.7 4.6 13.6 20.00 20.0 Maximum 182.5 89.6 35.5 18.0 16.6 29.90 83.0 BMI: Body Mass Index; MUAC: mid upper arm circumference Tabla No. 2: Frecuencias de Mujeres Adultas (=>18) Altura Peso MUAC Triceps SKF HGB BMI Edad 2(y) N Valid 34 32 34 34 34 32 34 Missing 0 2 0 0 0 2 0 Mean 155.671 66.194 34.221 21.862 14.059 27.1556 38.990 Std. Deviation 6.127 13.442 21.170 7.031 1.106 5.0928 12.586 Minimum 145.0 43.5 21.5 10.4 11.0 19.40 18.0 Maximum 168.2 90.3 150.8 35.0 16.4 36.10 66.3 BMI: Body Mass Index; MUAC: mid upper arm circumference Tabla No. 3: Muchachos Menores de 18 años Altura Peso MUAC Triceps SKF HGB Edad(m) BMI N Valid 24 21 23 22 25 25 17 Missing 1 4 2 3 0 0 8 Mean 116.079 23.862 18.861 9.514 12.732 78.76 17.2741 Median 112.700 17.100 18.200 9.200 12.700 63.00 16.4000 Std. Deviation 27.521 15.905 3.483 2.337 1.305 49.59 2.7718 Minimum 68.5 7.1 14.4 5.0 10.3 8 14.60 Maximum 167.2 73.1 28.5 16.0 15.3 184 26.20 BMI: Body Mass Index; MUAC: mid upper arm circumference Tabla No. 4: Muchachas Menores de 18 años Altura Peso MUAC Triceps SKF HGB Edad(m) BMI N Valid 40 40 38 32 40 41 35 Missing 1 1 3 9 1 0 6 Mean 121.895 28.363 19.908 11.769 12.913 95.44 18.1000 Median 121.100 22.400 19.100 11.300 12.700 91.00 16.6000 Mode 76.5 43.3 21.0 8.0 12.5 85 16.60 SD 22.785 15.074 4.054 3.606 1.104 50.52 4.0845 Minimum 76.5 10.3 13.9 7.2 11.0 18 13.80 Maximum 163.8 65.0 29.6 21.8 15.6 207 29.90 BMI: Body Mass Index; MUAC: mid upper arm circumference

PAGE 12

Cuando la altura y la edad de los hombres y mujeres fueron trazados, hubo una indicación que revelo una tendencia en donde se muestra que los adultos jóvenes, hombres y mujeres son mas altos que sus antecesores de mas de 50 años (Figuras 1 & 2). En el grupo de los adultos 9 hombres (47%) y 5 mujeres (16%) tenían sobrepeso de BMIs de 25.0 29.9. Había 11 mujeres definidas como obesas (36%) con más de 30 BMIs (Figura 3). La prevalencia de la obesidad en las mujeres era particularmente alta en aquellas que pasaban de los 50 años (Figure 4) Figura 3: Porcentaje de Hombres y Mujeres en las categorías del BMI

PAGE 13

Figura 4: Promedio BMI para Hombres y Mujeres por Edad y Sexo Nuestros análisis y resultados, que incluyeron los de 27 niñas y 19 niños menores a 11 años, mostraron que el crecimiento anormal, definido como una altura por edad en la puntuación Z por debajo de 2, afectó a 3 niñas (11%) y a un niño (5.3%) En términos de peso en la puntuación Z, que puede indicar la presencia del deterioro (una indicación de desnutrición) solo 2 niñas (7.4%) y un niño (5.3% 9 tuvieron puntuaciones Z por debajo del 2 de los valores de referencia de NCHS. Solo un niño, pero ninguna niña, clasificaron en términos de su peso por edad con peso menor a 2 en la puntuación Z, pero esto es la proporción esperada en una población normal. (Figuras 5 10).

PAGE 14

Valoración Hematológica del Estado del Hierro en San Luis de Monteverde El rango normal de hombres adultos de hemoglobina está entre 13 y 18 g/dl. En la población de hombres estudiada el rango de su hemoglobina estuvo entre 13.5 y 16.5 g/dl. El rango de la hemoglobina en las mujeres adultas es más amplio que el de los hombres, entre 11 y 16 g/dl., y el rango de la hemoglobina en las mujeres estudiadas estuvo entre 11 y 16.5 g/dl. Solo una de 17 mujeres estudiadas tenía un valor de hemoglobina de 11 g/dl. Todas las otras tenían niveles de hemoglobina de 13 g/dl o mayor. Los valores de la hemoglobina en los infantes son menores que en los adultos y está entre los 10 y 14 g/dl. Y estos valores suben hasta alcanzar los de los adultos, mientras los niños crecen. El rango de la hemoglobina en las niñas menores de 11 años, está entre 11 y 15.5 g/dl, y el de los niños del mismo grupo de edad estaban entre 10.5 hasta 15.5 g/dl. (Figuras 11 14). Como los huevos y el pollo también se consumen frecuentemente. Los huevos los consumen solo el 8% del tiempo y el pollo solo el 5% cada día. En comparación por lo recomendado por la pirámide de la alimentación diaria, en la dieta de las mujeres hay una importante deficiencia de proteína, frutas y vegetales.

PAGE 15

El análisis del tipo de bebidas que consumen las mujeres se muestra que consumen los siguientes porcentajes diarios de café (22%), fresco (22%, y tang (18%). Los productos altos en contenidos de proteína, como la leche (11%) y los jugos de frutas (7%) que son ricos en micronutrientes y vitaminas son menos consumidas, en las medidas que son recomendadas por The Traditional Healthy Latin American Diet Pyramid (THLADP). El análisis de la frecuencia de alimentos en los niños de 18 meses hasta 6 años, 8 de ellos, mostraron una frecuencia similar de consumo de arroz blanco (27%), frijoles (18%), azúcar (17%), y aceite (12%). El consumo de proteína animal, huevos (8%), y pollo (<4%), es considerablemente menos frecuente que los requerimientos diarios recomendados. Igual de poco, es el consumo de poco, es el consumo de frutas y vegetales. Lo que beben los niños demostró ser: café (33%), leche (29%), y Tang (13%) No se registró el consumo de ninguna fruta durante esta medición. Los niños estudiados consumieron proporcionalmente más café que leche. La leche, alimento de mucha proteína, debería de consumirse en cantidades más grandes por los niños según lo recomienda Diet Pyramid. La Traditional Healthy Latin American Diet Pyramid provee guías para una alimentación más sana y nutritiva de los diferentes grupos de alimentos. La frecuencia de la alimentación de la población estudiada fue organizada y colocada en diferentes niveles de la dieta piramidal para compararlos con la Traditional Healthy Latin American Diet Pyramid. Cuando estas frecuencias fueron estudiadas y comparadas con el (THLAD), los hallazgos sugieren que hay un consumo de alimentos a la inversa de muchos de los alimentos. Las frutas y los vegetales son los menos ingeridos y están colocados en la punta de la pirámide, en lugar de comerse mas y estar en la base de la pirámide, tal y como es recomendado. El aceite, el azúcar, y los huevos están al final de la pirámide, lo que significa que son consumidos mucho más de lo recomendado, al igual que la proteína animal. Análisis Cuantitativo de las Dietas Un análisis cuantitativo de 48 horas continuas fueron hechos con un niño y un adulto, para determinar la composición de los alimentos ingeridos. La cantidad de proteína, los carbohidratos, y las grasas, tanto como las cantidades de calorías ingeridas fue calculada. Para ello fueron usadas tablas normales que determinaran estas cantidades. Este análisis demostró que la mujer adulta consumió 34 gramos de proteína y un total de 1, 033 Kcal. Cuando estos datos fueron comparados con las dietas recomendadas, el consumo de las proteínas y las calorías estaban por debajo de los niveles de equilibrio. El consumo de proteína fue solo el 66% y las calorías solo un 53% de lo requerido diariamente. El análisis cuantitativo mostro que la proteína consumida por los niños diariamente, fue 62.25 gramos y el total de calorías ingeridas fue de 1467.2 Kcal. Cuando se comparan las recomendaciones permitidas, el consumo de proteínas esta por encima de 250% RDA. El consumo calórico fue menor al RDA. Solo represento un 83% del mismo.

PAGE 16

Un cuestionario que midiese el riesgo dietético por enfermedades crónicas fue aplicado a 12 mujeres adultas. Alimentos con propiedades preventivas y aquellos con niveles de riesgo, fueron incluidos dentro del cuestionario para determinar cual de las dos clases consumían mas las personas estudiadas. El análisis demostró que el 62% de las mujeres comían dietas preventivas y el 58% no lo hacían. Discusión Esta investigación encontró que la muestra estudiada en forma general estaba muy saludable. Como no fue posible obtener una base de datos del estado de salud de la comunidad de San Luis, no estábamos muy seguros de que esperar, sin embargo nos sorprendieron e impresionaron los datos tan positivos que encontramos. Los datos antropométricos y dietéticos indicaron que esta comunidad esta pasando por un proceso de transición epidemiológica, al pasar de una región menos desarrollada a otra mas desarrollada. Desde un punto de vista nutricional, la relativa incidencia en la obesidad de las mujeres es uno de las consecuencias negativas de esta transformación. Las enfermedades crónicas no fueron investigadas, pero podemos inferir que la población comenzara a sufrir estas cada vez más, por su relación con la obesidad de las mujeres. La desnutrición medida por el peso y la edad no parecen ser un problema en los niños controlados. Solo había una cantidad limitada de deterioro detectada en niños y niñas menores de 12 años. De la información sacada del peso por la edad y por el peso por altura se infiere una tendencia entre las niñas a la obesidad. La desnutrición medida por peso/edad no pareció ser un problema en los niños controlados. Solo había un caso de deterioro en los niños y niñas menores a 12 años. De la información peso/edad y peso/altura aparecen que las niñas son las que tienen una mayor tendencia a la obesidad. Las mujeres son mucho más obesas que los hombres, y las mujeres más grandes tienden a tener un BMIs más alto que las mujeres jóvenes, como resultado de la menopausia. A pesar de que no se encontraron deficiencias de hierro en las muestras de hemoglobina estudiadas, hay indicios de riesgos por falta de este mineral en los niños menores de 3 años de edad. Se requiere de un estudio en las mujeres de edades reproductivas. Por ello, se recomienda que tomen un suplemento de hierro al menos una vez a la semana. El descubrimiento, durante el examen clínico, de que algunas mujeres y niños tenían bocio, muestra que existe una deficiencia de yodo en la ecología local (como por ejemplo en las plantas, agua, suelo). Por eso las personas deberían de procurarse otros alimentos que contengan este elemento. Es bien sabido que la deficiencia de yodo, incluyendo en porciones muy pequeñas, afecta la capacidad mental de los niños, por ello es importante que los programas locales agreguen este suplemento además del que ya trae la sal yodada. Esto se puede hacer junto con gotas de hierro. Los datos de la frecuencia dietética apoyan los reportes antropométricos de la obesidad de las mujeres. El azúcar y los aceites son consumidos frecuentemente, y no así las frutas y los vegetales, tal como lo

PAGE 17

recomienda la Tradition Healthy Latin American Diet Pyramid. Además los niños no están consumiendo suficientes proteína animal, ni las vitaminas A y C recomendadas. Recomendaciones Recomendaciones para Futuras Investigaciones Antropometría Los infantes menores de cuatro años deberían de tener un chequeo de peso y salud, cada dos meses. El sobrepeso y la obesidad deberían de controlarse con el médico. El incremento de actividad física es muy importante para regular el peso y el apetito. Aumentar el ejercicio sobre todo en las mujeres. Nutrición La dieta tradicional del arroz y los frijoles puede considerarse buena, pero es alta en carbohidratos y moderada en proteínas. Es recomendable agregar alguna pasta, tortillas y bananos a la dieta, pero no todo al mismo tiempo, pues puede ser un exceso de harinas y almidones. Se debe de comer menos sal y azúcar, y más frutas y vegetales. Nutrición en Infantes y Niños Pequeños Comenzar a dar alimentos combinados (leche materna y comidas blandas – asegurarse de incluir frutas, vegetales, leche y huevos) entre los 3 y 4 meses de edad. Esto ayudará a prevenir las deficiencias en el crecimiento de los infantes. Los menores de 4 años deben de consumir al menos dos vasos de leche diarios. Es bueno agregar con regularidad productos animales a las dietas de los niños en especial, como son: la carne, los huevos, la leche y el queso. En estas edades hay que agregar muchas hojas verdes a la dieta todos los días, además de frutas y vegetales. Anemia y Deficiencias de Yodo Suministrar a las mujeres desde el principio de los embarazos, y a los niños hasta los 8 meses: 1 tableta de sulfato de hierro. 5 gotas de una solución yodada (lugol), o algún otro producto con yodo.

PAGE 18

Recomendaciones para Futuras Investigaciones Razonamiento de esta Necesidad El tema del estado de la salud de los vecinos de San Luis, y las relaciones de la composición del cuerpo y las enfermedades crónicas, deben de ser exploradas más intensamente y con mayor profundidad en los próximos años. El presente estudio, solo fue una muestra piloto, incorporando una población reducida de la Comunidad de San Luis. En el futuro estudios antropométricos y nutricionales deben de ser realizados para asegurar que las conclusiones y recomendaciones hechas en realidad sean representativas de la comunidad estudiada. La Composición Ideal del Futuro Equipo de Investigación Aquellos que trabajan en este tópico de salud en San Luis deberían de trabajar más cerca del Comité de Salud de la localidad, además de todos aquellos que trabajan en la Clínica o como voluntarios. Nosotros recomendamos que un equipo interdisciplinario continúe trabajando en este proyecto. Personas en los campos de la Salud Pública, antropometría y profesionales de la salud, incluyendo a las enfermeras y los médicos, serían miembros especialmente beneficiosos para este equipo de investigación. La investigación se mejoraría grandemente, si expertos en los campos de la antropometría y nutrición fueran miembros de este equipo, o si al menos estas personas pudiesen ser consultadas como consejeros de este proyecto de investigación. Beneficios para la Comunidad Las conclusiones y recomendaciones nacidas de este proyecto de investigación están dirigidas a beneficiar directamente a esta comunidad, al proveerles con la información acerca de su actual estado de salud, tanto como las recomendaciones de cómo pueden mejorar las mismas a través de la nutrición y el ejercicio. Este equipo cree que uno de los primeros pasos para combatir los problemas de salud, es saber que existe, y eso es lo que los datos antropométricos y la medición dietética procuran. El segundo paso, es trabajar para corregir los problemas de salud existentes, y esperamos haber iniciado este proceso al ofrecer recomendaciones simples y prácticas para mejorar la salud general de esta comunidad y sus familias. La Necesidad de Datos Adicionales Para poder proveer un estudio más completo del análisis y el estado nutricional y de salud, una muestra mayor de la comunidad de San Luis debe se ser estudiada, y esta muestra debe de ser escogida al azar, en lugar de selección por conveniencia. Además, más información de la composición corporal debe de ser recogida del doblez de la piel y la medida de la circunferencia de la mitad del antebrazo. También será importante incorporar más infantes y niños pequeños dentro del estudio, especialmente entre los 18 y 36

PAGE 19

meses de edad, ya que este es el período de destete, y el período en que mejor puede ser detectada la desnutrición. Futuros Temas de Investigación Las posibilidades de temas de investigación en las áreas de salud y nutrición podrían ser interminables. Antes de conducir más estudios de estos, es necesario realizar un censo exhaustivo del área de San Luis, y obtener una base de datos demográficos. Una vez completado el censo, los tópicos primarios que este equipo ha detectado son particularmente la obesidad en mujeres y niñas, y las enfermedades crónicas. Otros temas a estudiar serían la prevalencia del bocio, con relación a la deficiencia de yodo en la comunidad. Además, un estudio más grande de las dietas, con más datos cuantitativos, ayudarían a valorar más profundamente el estado de la salud de la Comunidad de San Luis. Esta medición cuantitativa permitiría a los investigadores hacer recomendaciones individualizadas para una dieta balanceada.

PAGE 20

Referencias Análisis de Situación de Salud, 2000. EBAIS No. 9, Monteverde. Área de Salud 3, Región Pacifico Central. Caja Costarricense de Seguro Social. Durnin, J.V.G.A. & Rahaman, M.M., 1967. “The Assessment of the Amount of Fat in the Human Body from Measures of Skinfold Thickness”, British Journal of Nutrition, 21: 681 689. Gibson, R.S., 1990. Principles of Nutritional Assessment. Oxford University Press; Oxford, England. Jordan M.D., 1986. The CDC Anthropometric Software Package, Version 3.0. The Centers for Disease Control, Atlanta, Georgia 30333. Lohman T.G., Roche A.F. & Martorell R., eds., 1988. Anthropometrics Standardization Reference Manual. Human Kinetics Books, Champaign III. Muñoz, C. & Scrimshaw, N.S., eds., 1995. The Nutrition and Health Transition of Democratic Costa Rica. International Foundation for Developing Countries, Boston, MA United Nations University Press, 2000. Food and Nutrition Bulletin. Supplement: Ending Malnutrition by 2020: An Agenda for Change in the Millennium, 21(3): 15 16. Waterlow J.C., 1972. “Classification and Definition of Protein Calorie Malnutrition”, British Medical Journal. 3: 566 569. Waterlow, J.C., Buzina, R., Keller, W., Lane, J.M., Nichaman, M.Z., & Tanner, J.M., 1977. “The Presentation and Use of Height and Weight Data for Comparing the Nutritional Status of Groups of Children Under the Age of 10 Years”, Bulletin of the World Health Organization. 55: 489 498. Wolanski, N.L., 1974. “Biological Reference Systems in the Assessment of Nutritional Status”, in Roche, A. F. & Falkner, F., eds. Nutrition and Malnutrition. Plenum Press, New York, pp. 231 269. World Health Organization, 1983. “Measuring Change in Nutritional Status”, Guidelines for Assessing the Nutritional Impact of Supplementary Feeding Programmes for Vulnerable Groups. World Health Organization, Geneva. World Health Organization, 1995. Physical Status: The Use and Interpretation of Anthropometry. Report of a WHO Expert Committee. Geneva, World Health Organization, (WHO Technical Report Series, No. 854). World Health Organization, 1997. Obesity: Preventing and Managing the Global Epidemic. Report of a WHO Consultation on Obesity. World Health Organization, Geneva.


xml version 1.0 encoding UTF-8 standalone no
record xmlns http:www.loc.govMARC21slim xmlns:xsi http:www.w3.org2001XMLSchema-instance xsi:schemaLocation http:www.loc.govstandardsmarcxmlschemaMARC21slim.xsd
leader 00000nas 2200000Ka 4500
controlfield tag 008 s flunnn| ||||ineng
datafield ind1 8 ind2 024
subfield code a M38-00004
040
FHM
049
FHmm
100
Bretnall, Ann
0 242
Anthropometric and nutritional assessment of the community of San Luis, Monteverde
245
Valoracin antropomtrica y nutricional de la comunidad de San Luis, Monteverde
260
c 2001-07-21
520
Datos y recomendaciones del resultado de un estudio antropomtrico y nutricional en San Luis, Monteverde, Puntarenas.
Findings and recommendations resulting from an anthropometric and nutritional study in San Luis, Monteverde, Puntarenas.
3
La valoracin nutricional y antropomtrica pretende recoger y analizar, los niveles antropolgicos de nutricin, hemoglobina y realizar un examen clnico general. Este estudio fue hecho en el Centro de salud de San Luis, el 9 de julio del 2001. Una medicin de 24 horas entre madres e hijos menores de 5 aos, los cuales haban sido destetados, se realiz entre el 10 y el 11 de julio, en las casas de las familias de San Luis. Los datos de la frecuencia cualitativa y cuantitativa de los alimentos fueron recolectados. Los datos antropomtricos fueron analizados en los siguientes programas computarizados Epi Info 2000, SPSS 10.0 for Windows, and Microsoft Excel. La frecuencia de los alimentos obtenidos de las dietas estudiadas fue analizada en Microsoft Excel. Encontramos que la desnutricin no parece ser un problema en las muestras estudiadas y que entre un 5 y un 10% de los nios y nias menores a 12 aos, estn en riesgo de tener un crecimiento apropiado. Las nias sufren un mayor riesgo de volverse obesas que los nios, al igual que las mujeres en comparacin con los hombres. Los resultados de las pruebas de hemoglobina indican que la anemia no parece ser un problema en la comunidad estudiada, a pesar de que los resultados no son muy claros para los nios menores a 3 aos y las mujeres embarazadas. Los exmenes clnicos detectaron bajos niveles de Bocio en mujeres y nios. El anlisis de los alimentos ingeridos con ms frecuencia, seala que los ms comunes son: arroz, frijoles, y caf con leche. Tambin el aceite y el azcar fueron consumidos frecuentemente en la poblacin estudiada. Este anlisis indica que los nios no estn consumiendo suficientes alimentos protenicos de buena calidad, como lo son las carnes rojas, la leche, los huevos, y tampoco reciben suficiente vitaminas A y C. Se hicieron recomendaciones acerca de los hbitos alimenticios ms saludables, tanto como otros detalles para futuras investigaciones.
The Anthropometric and Nutritional Assessment aimed to collect and analyze anthropometric, nutrition, and hemoglobin levels, and to conduct a general clinical exam. This study was done at the San Luis Clinic on July 9, 2001. A 24 hour dietary recall survey of the mother and one child less than five years of age, who has been weaned, were conducted on July 10th and 11th, 2001, at the homes of people living in the San Luis area. Qualitative food frequency data and quantitative data were collected. The anthropometric data was analyzed in the computer programs Epi Info 2000, SPSS 10.0 for Windows, and Microsoft Excel. Food frequency dataobtained from the dietary recall surveys was analyzed in Microsoft Excel. We found that malnutrition does not appear to be a problem in the sample studied, and that between 5% and 10% of boys and girls below the age of 12 are at risk for stunting. Young girls are more at risk for being overweight than boys, and women are much more likely to be obese than men. The results of the hemoglobin test indicate that anemia does not appear to be a problem in the community studied, although results are unclear for children under 3 years of age and pregnant women. The clinical exams detected low levels of goiter in women and children. The food frequency analysis indicated that the most common foods eaten were rice, beans, and caf con leche. Oil and sugar were frequently used in the population studied. This analysis indicated that children are not getting enough of good quality protein, such as animal protein from red meat, milk and eggs, and that peoples diets tend to be low in vitamins A and C. Recommendations regarding healthy eating habits were made, as well as more detailed recommendations for future research.
546
ES
653
Nutricin--Costa Rica--Puntarenas--San Luis
Obesidad en mujeres--Costa Rica--Puntarenas--San Luis
Encuestas de nutricin
Salud Comunitaria 2001
Evaluacin de medicin del cuerpo
7 655
Books/Reports/Directories
720
Hutchinson, Scarlett
Rodriquez, Lourdes
Sanchez-Castillo, Claudia
Smyntek, Ann
Scanned by Monteverde Institute
1 773
t Community Health
4 856
u http://digital.lib.usf.edu/?m38.4


printinsert_linkshareget_appmore_horiz

Download Options

close

Download PDF

Images

Choose Size
Choose file type



Cite this item close

APA

Cras ut cursus ante, a fringilla nunc. Mauris lorem nunc, cursus sit amet enim ac, vehicula vestibulum mi. Mauris viverra nisl vel enim faucibus porta. Praesent sit amet ornare diam, non finibus nulla.

MLA

Cras efficitur magna et sapien varius, luctus ullamcorper dolor convallis. Orci varius natoque penatibus et magnis dis parturient montes, nascetur ridiculus mus. Fusce sit amet justo ut erat laoreet congue sed a ante.

CHICAGO

Phasellus ornare in augue eu imperdiet. Donec malesuada sapien ante, at vehicula orci tempor molestie. Proin vitae urna elit. Pellentesque vitae nisi et diam euismod malesuada aliquet non erat.

WIKIPEDIA

Nunc fringilla dolor ut dictum placerat. Proin ac neque rutrum, consectetur ligula id, laoreet ligula. Nulla lorem massa, consectetur vitae consequat in, lobortis at dolor. Nunc sed leo odio.